La agencia Télam publicó el sábado un despacho titulado “Cambia la fisonomía de la Ciudad y se pierden bares emblemáticos”, en el que señala la pérdida de confiterías tradicionales, como El Molino y recientemente la Richmond; y aquellos que tuvieron las persianas bajas y reabrieron, como el Café de los Angelitos y Las Violetas. Y en el medio, leyes que intentan preservar las que hoy en día siguen funcionando. La nota:

Cambia la fisonomía de la Ciudad y se pierden bares emblemáticos
(Agencia Télam - sábado 27 de agosto de 2011)

La tradicional Richmond cerró recientemente sus puertas y tiene destino de local de una marca deportiva (Foto: NA)


Unos 50 bares notables continúan siendo testimonio de la historia cultural porteña, mientras la ciudad va cambiando su fisonomía tradicional y pierde confiterías emblemáticas como la Richmond, en medio de intentos por su preservación.

Uno de esos intentos es la medida que impuso ayer (por el viernes) la justicia de no modificar ni alterar la estructura y el frente del inmueble de la Richmond.

En esta misma línea de cambios, búsquedas e incertidumbres, se encuentra la confitería El Molino que permanece cerrada hace 14 años pero persisten iniciativas por recuperarla, o las galerías Harrod`s, de cuyo destino aún no hay certezas.

En tanto quedaron definitivamente en el pasado el bar El Chino en Pompeya o el bar El Parque en La Rioja y Caseros, en Parque Patricios, que cerró el año pasado.

"Los cafés hay que defenderlos", aseguró a Télam Liliana Barela, directora general de Patrimonio Cultural e Instituto Histórico, del Ministerio de Cultura porteño, tras resaltar que "no hay como nuestros cafés por el uso que le damos, que incluso hasta vamos solos" a leer, pensar o mirar la calle.

No obstante, precisó que si bien "cuando algo es ícono o referencia en un barrio, hay que atenderlo, cuidarlo, porque algo nos está diciendo, pero también hay que poder superar lo nostalgioso y entender que la memoria se activa y desactiva y que los tiempos van cambiando".

Con respecto a la Richmond, que cerró sus puertas como confitería ya que el inmueble fue vendido a una empresa de indumentaria deportiva, Barela precisó que desde la Comisión de Protección y Promoción de Bares Notables "estamos siguiendo la situación de lo que está pasando, pero sabemos que cualquier ley cuya reglamentación es posterior a la operación de venta no tiene valor".

La directora de Patrimonio precisó que "nosotros no supimos de antemano de esta venta, no nos avisaron, si nos hubiesen avisado podríamos haber buscado una alternativa".

Ante el anuncio de la venta, la legislatura porteña buscó salir de inmediato en su auxilio declarando a la Richmond, que data de 1917, sitio histórico.

Aunque esa declaración evita transformaciones edilicias no impide que cambie de rubro y se pierda como café.

En este mismo sentido, se expidió ayer el titular del juzgado en lo Contencioso Administrativo y Tributario Nº 11 de la Ciudad, Fernando Lima, al dar lugar a la medida cautelar solicitada por María José Lubertino con el fin de proteger el valor histórico y cultural de la Richmond.

El juez resolvió que no se puede "efectuar o continuar cualquier modificación, restauración o alteración" en la estructura y el frente del inmueble, incluido el mobiliario.

Con respecto a la Ley 35, que creó en 1998 la Comisión de Protección y Promoción de los Cafés, Bares, Billares y Confiterías Notables de la Ciudad de Buenos Aires, Barela precisó que "no es restrictiva ni al dominio ni al uso, es una ley que no pudo impedir que muchos bares fueron reemplazados".

La funcionaria destacó la necesidad de "buscar una suerte de reglamentación especial para la habilitación de los bares notables", y añadió además que "las leyes a veces no alcanzan porque las realidades son muy complejas y no son homogéneas".

La ley dice que la comisión deberá promover los bares notables, consensuar y proponer "proyectos de conservación, rehabilitación o cuando correspondan restauración edilicia y mobiliaria", y plantea impulsar en estos bares actividades artísticas y conservar los "diseños y materiales en lo edilicio y mobiliario".

Barela recordó el caso de la confitería Las Violetas, en Rivadavia y Medrano, donde "el comprador se entusiasmó y después se ocupó del Café de los Angelitos, en Rivadavia y Rincón, y ahora el bar recuperó su valor simbólico".

Aunque -añadió- nada reconstruido puede ser lo mismo, pretender que siga todo igual es querer tener siempre 15 años".

Con respecto a la confitería El Molino, en el corazón de Congreso, "falta la reglamentación de la ley que estipula la expropiación, el tema es si el Senado paga a los dueños, porque la idea es mantener abajo la confitería y construir arriba oficinas del mismo Senado", dijo Barela.

En cambio "con las galerías Harrod`s el tema es diferente porque hubo una continua disputa con relación al comprador porque no le permitían usar la marca, no se lo que va a hacer", añadió, aunque las tiendas prometen reabrir en 2013, según los constructores de la obra.

La funcionaria recordó otros bares que se cerraron porque perdieron la esencia o el paso del tiempo los dejó en el olvido, como el bar El Parque, en Caseros y La Rioja, donde "la gente joven no entraba, el lugar de encuentro pasó a ser el parque, y entonces el bar murió; cambiaron los hábitos y las costumbres".

También hizo referencia al bar El Chino en Pompeya, "que tenía una mística especial, valores simbólicos muy fuertes, pero se murió el Chino y cayó en decadencia, ya no es nada, por eso lo dimos de baja".

Fuente: Agencia Télam, sábado 27 de agosto de 2011


Impresiones: Costumbres
Por F.C

Son emblemas en los barrios. Algunos son bellezas arquitectónicas, y otros tienen a las mesas y sillas como testigos silenciosos de visitas de personalidades que marcaron épocas. Pero son más que eso, constituyen la identidad porteña, aquel rito de ir al café a leer, a mirar por la calle, a pensar. Y ni hablar de aquella charla de dos que fue el inicio de un amor, o el desafortunado fin de una relación. Pero en tiempos en que las costumbres cambian, no les queda otra que aggionarse para sobrevivir, sin resignar ese estilo que los caracteriza. Y más allá de que hoy existen normas que permiten darle cierta protección a estos reductos, no es suficiente. Es necesaria una reglamentación especial para evitar que estos bares con historia bajen sus persianas y aquel café sea el último.

En lo que va del año se registraron al menos 13 casos de síndrome urémico hemolítico en la Ciudad, según informaron fuentes sanitarias porteñas.

La Agencia Gubernamental de Control, a través de la Dirección de Higiene y Seguridad Alimentaria, difundió un informe sobre casos denunciados de síndrome urémico hemolítico en la Capital. El informe reveló que de enero a agosto de 2011 hubo 13 casos registrados, de los cuales el 87 por ciento pertenecen a familias de nivel socioeconómico medio que habitan los barrios de Nueva Pompeya, Parque Patricios, Barracas y La Boca.

El síndrome urémico hemolítico lo produce la bacteria escherichia coli. La mayoría de los casos denunciados de esta enfermedad en la Ciudad fueron por el consumo de carne picada y hamburguesas mal cocidas.

Los síntomas iniciales del síndrome urémico hemolítico, que afecta en la mayoría de los casos a chicos de entre nueve meses y cinco años son diarrea, que poco después se manifiesta con sangre, vómitos, fiebre y puede continuar con insuficiencia renal aguda, anemia hemolítica, trombocitopenia, disminución de la orina, hipertensión y síntomas neurológicos.

El 60 por ciento de los enfermos se recupera sin secuelas. Del resto, un 30 por ciento permanece con trastornos menores y el 5 por ciento evoluciona hacia una insuficiencia renal crónica, con la posibilidad de necesitar un transplante renal.

En lo que va del año el organismo de control porteño registró casi la misma cantidad de casos de síndrome urémico hemolítico que en 2010.

Según lo indicado en el informe, las autoridades creen que se debe a que este año se intensificó la campaña de difusión para que la gente lo denuncie.

En junio, cuando en Alemania hubo una crisis alimentaria por aparición de escherichia, la Ciudad distribuyó folletería sobre el tema y alteró sobre los cuidados ante el síndrome urémico hemolítico.

En el informe además se señaló que sólo se puede realizar la investigación epidemiológica alimentaria en los casos en los que se pudo contactar al afectado e identificado el alimento sospechoso.

Los pacientes afectados con síndrome urémico hemolítico son predominantemente del sexo masculino, y los meses que más casos se denuncian son de octubre a abril.

De los alimentos denunciados, el 39 por ciento corresponde a carne picada vacuna cruda, el 23 por ciento a hamburguesas, el 23 por ciento a otros cortes cárnicos y el resto en cortes de pollo, empanadas de carne, de pollo y chorizo.

El lugar de consumo del alimento sospechoso es, en más del 70 por ciento de los casos el domicilio, lo que implica que se compró carne cruda y no se la cocinó debidamente o no se tuvo en cuenta las medidas de higiene, para que el alimento sea seguro.

Por otra parte, un 20 por ciento consumió el alimento que le ocasionó el síndrome urémico hemolítico en un local comercial u otros lugares.

El Departamento de Epidemiología Alimentaria de la Agencia Gubernamental de Control recibe denuncias de casos de síndrome urémico hemolítico en forma personal, por correo electrónico o a través del Departamento de Epidemiología del Ministerio de Salud porteño.

Las vías para realizar denuncias sobre casos de enfermedades transmitidas por alimentos en la Ciudad son la línea 147, el sistema Único de Atención Ciudadana, a través de la página http://suaci.buenosaires.gob.ar/suaci/contacto y al mail alimentoseguro@buenosaires.gob.ar.




Para información detallada sobre esta enfermedad, sus cuidados y prevención: http://www.buenosaires.gov.ar/areas/salud/prevencion/suh.php?menu_id=22578

Nota con despacho de agencia Télam

Tras la victoria electoral de Macri en julio y la de Cristina la semana pasada y los llamados de felicitación, el PRO dijo que tuvo “conversaciones en los segundos y terceros niveles” de ambas gestiones.

La relación entre los gobiernos porteño y nacional tuvo varios momentos de tensión.

El presidente del PRO, José Torello, aseguró ayer que hubo “conversaciones en los segundos y terceros niveles” entre el Gobierno de la Ciudad y el Nacional y que hay “indicios” de que la relación con la Casa Rosada puede mejorar durante la próxima gestión.

Torello afirmó que una posible colaboración entre ambas administraciones “se lograría en todas las áreas”, de darse un nuevo mandato de la presidenta Cristina Kirchner, que quedó al borde de la reelección, si se tiene en cuenta que logró el 50 por ciento de los votos en las primarias.

Estas conversaciones se están dando luego de que la Presidenta llamara a Mauricio Macri para felicitarlo por la reelección en el balotaje del 31 de julio y que el jefe de Gobierno le devolviera la gentileza con la amplia ventaja lograda por Cristina en las primarias, siete días atrás.

Por otra parte, el dirigente –amigo del líder del PRO, Mauricio Macri- expresó en declaraciones a Radio El Mundo que en las elecciones primarias “la gente tomó una decisión razonable”, aunque dejó en claro que la Mandataria “no ganó todavía”.

“A la gente le ha ido bien en el aspecto económico. Yo creo que se votó bien. No soy Fito Páez para calificar a nadie, pero creo que la gente tomó una decisión razonable”, sostuvo Torello al analizar el resultado de las primarias del domingo pasado.

Además, estimó que “como la cosa anda bien, es difícil que haya un recambio del oficialismo, salvo que haya una oposición muy fuerte”.

Al completar su análisis sobre el resultado de las primarias, contó que “hubo algunos problemas de fiscalización”, por lo que “en octubre no va a ser el mismo resultado”.

Por otra parte, Torello señaló que todavía “no hubo acercamientos oficiales” del PRO con otras fuerzas políticas, pero que se va a “conversar con todos”, y remarcó que “todos nos hemos dado cuenta del error”.

El dirigente destacó la campaña del primer candidato a diputado nacional del PRO, Federico Pinedo, y la calificó como “única en la historia argentina” por el “récord de corte de boleta” que le permitió quedar en segundo lugar, detrás del Frente para la Victoria.

“Cuando empezamos la campaña dijimos que con ocho o nueve puntos estábamos contentos y terminamos sacando 16”, resaltó Torello, pero se lamentó al decir: “Si Pinedo hubiera ido junto con Mauricio Macri de presidente, a lo mejor en Capital hubiera tenido 40 o 50 puntos. Eso es lo doloroso”.

“En 2015 quizá seamos la opción electoral que no pudimos ser en 2011”, remató el apoderado del PRO. Al parecer, y teniendo en cuenta que Macri llegó a la reelección y que no va a poder ser reelecto, los ojos del PRO están puestos en la candidatura presidencial de su líder dentro de cuatro años.


Nota con despacho de agencia Noticias Argentinas

El Día del Niño se celebra hoy en todo el país, con diferentes festejos y eventos de distintas entidades y agrupaciones.

Este año, y en forma excepcional, la fecha es el tercer domingo de agosto, en vez del segundo, ya que la semana pasada se realizaron las elecciones primarias en el país.

La creación del Día del Niño surgió como una recomendación de la Organización de las Naciones Unidas en la Asamblea General de 1954, y tiene carácter universal, si bien cada país establecía la fecha cuando lo creyera conveniente.

La ONU lo celebra el 20 de noviembre en conmemoración de la aprobación de la Declaración de los Derechos del Niño en 1959 y de la Convención sobre los Derechos del Niño en 1989.

El Día del Niño tendrá hoy diversos festejos y campañas solidarias a lo largo y a lo ancho del país.

En la Ciudad, los festejos son organizados por la Subsecretaría de Deportes y se llevarán a cabo de 10 a 16 en el Instituto de Seguridad Pública, en Santiago de Compostela 3081, cerca del ex predio de Deportivo Español. Según los organizadores, allí “toda la familia podrá participar de actividades deportivas, culturales y educativa”. La entrada será gratuita y se recibirán juguetes o alimentos no perecederos para los más necesitados.


El kirchnerismo se impuso, tras las elecciones a jefe de Gobierno, en las candidaturas de Cristina y Boudou, y en las de diputados. El PRO sólo presentó postulantes para la Cámara Baja y quedó segundo.


(Haga clic para ampliar)

El Frente para la Victoria se impuso en la elección de precandidatos a diputados nacionales por la Ciudad de Buenos Aires. La lista encabezada por el viceministro de Economía de la Nación, Roberto Feletti, obtuvo casi el 27,67 por ciento. Y el PRO, que no presentó precandidato presidencial, quedó en segundo lugar con la postulación de Federico Pinedo, que logró el 16 por ciento de los votos.

La Ciudad, un distrito que ha sabido ser reacio al peronismo, y por ende al kirchnerismo, le dio al Frente para la Victoria el primer lugar de la elección, tanto en la candidatura a Presidente como en la lista de precandidatos a diputados. Aunque el PRO, la fuerza política de Mauricio Macri, que es fuerte en el distrito, logró el segundo, más allá de que era una boleta de un solo cuerpo al no contar con una postulación para la primera magistratura, por lo que ha habido una cantidad no despreciable de corte de boleta.

En tercer lugar quedó el Frente Amplio Progresista, que postulaba como primer precandidato a diputado a Claudio Lozano, con el 10,93 por ciento. En cuarto se ubicó el Frente Popular, lista que encabezó a Martín Redrado, que pasó unas décimas del 10 por ciento.

Compromiso Federal, el espacio de Alberto Rodríguez Saá, fue el único en el distrito que presentó cuatro líneas internas en las candidaturas a diputados para definir cuál acompañará a la boleta del actual gobernador de San Luis en las generales de octubre. Logró el quinto lugar con el 7,89 por ciento de los votos, y la que se impuso en la interna fue Otro País es Posible, encabezada por Carlos Campolongo y que tiene en segundo lugar a Marta Fort, la madre del mediático millonario Ricardo Fort.

La Coalición Cívica de Elisa Carrió fue sexta, al lograr el 7,35 por ciento de los sufragios. La lista fue encabezada por Patricia Bullrich, que busca su reelección. Le sigue la Unión para el Desarrollo Social, la fuerza producto del acuerdo entre Ricardo Alfonsín y Francisco De Narváez, que postuló al ex fiscal Manuel Garrido y se quedó con el 5,19 por ciento de los votos.

En tanto, en el octavo puesto se posicionó la lista de postulantes del Frente de Izquierda y de los Trabajadores, que conquistó el 4,43 por ciento de los votos para los precandidatos a diputados.

El Partido Autonomista, con el 3,72 por ciento de los votos, también logró sumarse a los partidos que competirán en octubre. La lista fue encabezada por el ex ministro Jorge Vanosi, que apoya la candidatura presidencial de Eduardo Duhalde.

Por su parte, la lista de adhesión a UDESO que encabezó el ex fiscal Pablo Lanusse, el Partido de la Ciudad en Acción, sacó el 3,67 por ciento.

Si bien la fuerza de Fernando “Pino” Solanas no logró ingresar su candidata a Presidenta en en las generales de octubre por no llegar al piso del 1,5 por ciento, sí tendrá candidatos para la Cámara Baja, al lograr el 2,59 por ciento de los sufragios, con la postulación de Félix Herrero.

Otra fuerza que compitió con boleta de un solo cuerpo fue Acción Ciudadana. El ex árbitro Javier Castrilli era el primer candidato a diputado, aunque bajó su postulación para apoyar a Martín Redrado, por lo que Leda Irurzun quedó en su lugar. Sin embargo, fue la única fuerza que no alcanzó a cosechar el mínimo para poder competir en octubre por la Cámara Baja. Apenas alcanzó el 0,45 por ciento.

De acuerdo con los cómputos oficiales del escrutinio provisorio, el padrón estuvo conformado por 2.491.166 ciudadanos habilitados para votar, y concurrió el 76,30 por ciento.

En las elecciones generales de octubre, la Ciudad de Buenos Aires elegirá doce diputados nacionales.

El kirchnerismo se impuso, tras las elecciones a jefe de Gobierno, en las candidaturas de Cristina y Boudou, y en las de diputados. El PRO sólo presentó postulantes para la Cámara Baja y quedó segundo.


Notas vinculadas:


Cristina arrasó en las primarias con el 50 por ciento de los votos


Los números de las primarias


Cristina también se impuso en la Ciudad

Luego de los resultados desfavorables en las elecciones a jefe de Gobierno, el kirchnerismo se impuso en la Ciudad. Duhalde quedó segundo. El Frente Amplio Progresista completa el podio. Alfonsín, quinto.

(Hacé clic para ampliar)

La presidenta Cristina Kirchner ganó el domingo en la Ciudad de Buenos Aires con el 30,08 por ciento de los votos, seguida por el ex presidente Eduardo Duhalde, que logró el 22,14 por ciento. Es una victoria del kirchernismo en la Capital, luego de que el jefe de Gobierno Mauricio Macri se impusiera en el balotaje por amplio margen sobre Daniel Filmus.

El tercer lugar lo obtuvo el Frente Amplio Progresista de Hermes Binner, que tuvo el 14,27 por ciento de los sufragios. Lejos quedó Alberto Rodríguez Saá, que llegó al 11,10 por ciento.

Quien tuvo una mala elección en el distrito fue Ricardo Alfonsín, que quedó quinto al tener el 10,08 por ciento de los votos. Es un resultado bajo, si se tiene en cuenta que Buenos Aires fue una ciudad en la que el radicalismo tuvo peso, aunque para esta elección se presentó con un sello producto de la alianza con un sector del peronismo disidente encabezado por Francisco De Narváez. También logró el quinto lugar la candidata del radicalismo a la jefatura de Gobierno, Silvana Giudici, que consiguió el 2 por ciento de los votos el pasado 10 de julio.

Elisa Carrió no tuvo un mejor panorama. Lejos quedó aquel 37,68 por ciento que logró en 2007, cuando se había impuesto en la Ciudad de Buenos Aires sobre el kirchnerismo, más allá de que no había ganado a nivel nacional. El domingo obtuvo el 6,26 por ciento de los votos.

Altamira consiguió el 4,09 por ciento de los sufragios, en una ciudad que también apoyó el “milagro” para postularse en las generales de octubre. Argumedo, Pastore y Bonacci, que lograron el 1,62; el 0,20 y el 0,15 por ciento respectivamente en el distrito, al no llegar al 1,5 requerido como piso, no podrán competir en las presidenciales.

Con el resultado del domingo, la Presidenta revirtió la performance adversa que el kirchnerismo tuvo en los últimos comicios en la Ciudad, tanto en los que compitió Daniel Filmus como candidato de esta fuerza para la jefatura de Gobierno (sacó el 28 por ciento en primera vuelta y 36 en el balotaje) como en las elecciones de 2007, cuando quedó segunda detrás de la líder de la Coalición Cívica.

En estas primarias, en los únicos lugares donde Cristina no se impuso en el distrito fueron la Comuna 2, que corresponde a Recoleta; en la 13, compuesta por Belgrano, Colegiales y Núñez; y la 14, Palermo, donde Duhalde encabezó los votos.


Notas vinculadas:
Cristina arrasó en las primarias con el 50 por ciento de los votos

Los números de las primarias


El kirchnerismo también ganó la elección de precandidatos a diputados


Cristina Fernández de Kirchner logró una contundente victoria, al obtener el 50 por ciento de los votos, y se posiciona para ganar un nuevo mandato en las elecciones de octubre. Todos los números.

(haga clic para ampliar)

Nota vinculada:
Cristina arrasó en las primarias con el 50 % de los votos
Cristina Kirchner, que busca renovar su mandato en las elecciones generales de octubre, logró una ventaja del casi 38 por ciento sobre Alfonsín, el segundo. Muy cerca del radical quedó Duhalde en el podio.

Cristina llamó a "superar las diferencias" a las fuerzas de la oposición

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner tuvo una elección arrolladora el domingo en las primeras elecciones primarias, abiertas, simultáneas y obligatorias, al conseguir el 50,07 por ciento de los votos y quedó a un paso de ser reelecta en octubre. El segundo puesto se peleaba voto a voto entre Ricardo Alfonsín, que tenía un ligero margen, y Eduardo Duahlde, pero ambos casi 38 puntos por debajo de la mandataria.

La jefa de Estado se impuso en casi todo el país, a excepción de San Luis donde lideró los votos Alberto Rodríguez Saá. Aun así, consiguió el 50 por ciento, superando el 45 requerido para ser reelecta sin tener que llegar al balotaje. Y sumó más votos que toda la oposición.

Escrutado el 96,84 por ciento de las mesas, según informó en una rueda de prensa el minsitro del Interior, Florencio Randazzo, la fórmula de Cristina Fernández y el ministro de Economía, Amado Boudou, obtuvo 10.363.319 votos.

En segundo lugar quedó Alfonsín, radical que se presentó con una alianza con un sector del peronismo disidente encabezado por Francisco De Narváez, con 2.519.333 votos, un 12, 17 por ciento, y en tercer lugar se ubicó el ex presidente Eduardo Duhalde, que cosechó 2.517.839, un 12,16 por ciento.

Muy cerca del podio quedó el referente del Frente Amplio Progresista, el gobernador saliente de Santa Fe, Hermes Binner, con el 10,26 por ciento de los sufragios.

Más lejos quedó el gobernador de San Luis y candidato de Compromiso Federal, Alberto Rodríguez Saá, que logró el 8,17 por ciento, aunque se conformó con haberle ganado en San Luis a la Presidenta: “Somos los únicos de la Argentina que le hemos ganado a Cristina. La provincia de San Luis está invicta”, exclamó en su búnker de campaña.

Quien tuvo una muy baja performance en la elección fue la líder de la Coalición Cívica, Elisa Carrió, que consiguió el 3,24 por ciento de los votos. Ayer por la tarde, cuando decidió enfrentar a la prensa para intentar encontrar una explicación a tal resultado, fue lapidaria: “El 97 por ciento de la sociedad rechazó mi propuesta”.

El “milagro” llegó y Jorge Altamira superó el 1,5 por ciento necesario para poder presentarse en las elecciones generales de octubre. Logró el 2,48 por ciento, es decir, 512.403 votos.

Los que van a tener que ver los comicios desde afuera por no lograr el mínimo requerido son Alcira Argumedo, la candidata de Proyecto Sur de Pino Solanas; y los desconocidos Sergio Pastore, del Movimiento de Acción Vecinal, una fuerza de la provincia de Córdoba, que en Buenos Aires no se ha visto ni escuchado spot publicitario alguno sobre quién encabezaba la boleta y sus propuestas, y José Bonacci, del Partido del Campo Popular. Lograron el 0,93; 0,31 y 0,24 por ciento de los sufragios, respectivamente.

“Quiero hacer una gran convocatoria a todos los argentinos y a todas las fuerzas políticas porque el mundo es un gran tembladeral. Hay que superar diferencias para no discutir sobre las cosas que ya se han resuelto”, dijo Cristina en su búnker de campaña conocida la victoria.

La victoria del kirchnerismo fue posible a que se impuso en forma contundente en un distrito clave, la provincia de Buenos Aires, que representa el 37,5 por ciento del padrón nacional. Allí el gobernador Daniel Scioli también logró el 50 por ciento de los votos y con amplio margen sobre Francisco de Narváez, que consiguió el 16,77 por ciento y no pudo volver a cosechar el caudal de votos conseguidos en las elecciones legislativas de 2009.

Fue también la más votada en Córdoba, Santa Fe y la Ciudad de Buenos Aires, distritos de peso en los que no tuvo resultados favorables cuando se realizaron elecciones días previos a las primarias.

Estos números son mejores que los de 2007, cuando Cristina Kirchner fue electa con el 45,3 por ciento de los votos y significó un repunte tras las legislativas de 2009, cuando el Frente para la Victoria consiguió el 31,2, luego del conflicto con el campo por las retenciones.

Las primarias se desarrollaron con normalidad en todo el país, más allá de algunas demoras en la Capital Federal y la provincia de Buenos Aires. Y el nivel de participación fue alto, con un 77,35 por ciento del padrón y fue más alto que las elecciones de 2007 y las legislativas, cuando la participación alcanzó el 75 y el 72 por ciento, respectivamente. Algunos sectores de la oposición presentaron denuncias ante la Justicia Electoral por robo de boletas en la provincia de Buenos Aires y la Capital.

Además de Presidente y vice, en la Ciudad se eligen diputados en estas primarias, con 12 bancas en juego. Hay varios nombres conocidos que participaron de la elección a jefe de Gobierno y legisladores porteños.

Las boletas son de colores e incluyen la foto del candidato

El domingo se llevarán a cabo las elecciones primarias, que son abiertas, simultáneas y obligatorias en todo el país. En todo el territorio se elige Presidente y vice, pero para el resto de los cargos varía según el distrito. En la Capital Federal, además de la fórmula presidencial, se debe elegir diputados nacionales que representen a la Ciudad en el Congreso, con 12 bancas en juego.

A dos semanas de haber ido a las urnas para el balotaje porteño, los porteños deberán volver a las escuelas y centros de votación para elegir en las primarias. Es conveniente chequear el lugar de votación, ya que no necesariamente coinciden con los del comicio anterior. Las fórmulas fueron oficializadas hace días y todas las listas están en la página web de la Cámara Nacional Electoral. Pero al ver quiénes integran la nómina en cada fuerza política, hay varios candidatos que participaron en la elección del 10 de julio, en la que se buscaba llegar a la Jefatura de Gobierno o a la Legislatura porteña y que ahora buscan una banca en el Congreso de la Nación.

La fuerza que más integrantes que participaron de las elecciones del 10 de julio también aparecen en las listas para la Cámara de Diputados es el Frente de Izquierda. Encabeza la nómina Gabriel Solano, que fue segundo candidato suplente a legislador por esa misma fuerza en los comicios porteños. Le sigue Myriam Bregman, que fue la candidata a jefa de Gobierno por esta agrupación de partidos de izquierda. En el tercer lugar está José Castillo, que fue el candidato a vicejefe. También Vanina Biasi, Nicolás Núñez Alegre, Marcela Almeida, Juan Oribe y Carla Borracini aspiraron por una banca en la Legislatura. De 12 candidatos titulares que tiene cada boleta para proponer al electorado, ocho participaron el 10 de julio, sin contar los candidatos a diputados suplentes, que también tuvieron nombres que ya participaron en dicho comicio.

Unión Popular, la fuerza con la que Eduardo Duhalde busca llegar a la Presidencia, también tiene un nombre que buscó una banca en la Legislatura en la elección porteña. Se trata de Eduardo Ignacio Borda, que fue quinto candidato a legislador por el MID, el partido que postuló a Jorge Todesca como jefe de Gobierno.

El Partido Autonomista, que apoya la candidatura del ex gobernador de la provincia de Buenos Aires, tiene en su boleta en el tercer lugar a Gustavo Llaver, que fue segundo candidato a legislador. Le sigue Ana Luisa Paulesu, que fue compañera de fórmula de Ricardo López Murphy en la elección del 10 de julio. Enrique Leonardo Aravsky, María Magdalena Schimtz y Julián Martínez también estuvieron en la lista en los comicios porteños, postulándose por una banca.

Compromiso Federal, la fuerza del gobernador de San Luis, Alberto Rodríguez Saa, que va por la Presidencia, es la única que definirá en internas –el día de las primarias- quiénes serán los postulantes en octubre, de llegar al 1,5 por ciento requerido. En las diferentes listas hay varios nombres de candidatos que aparecieron en listas en la elección porteña. La lista A, “Otro país es posible”, postula a Carlos Campolongo, que se había candidateado a jefe de Gobierno pero después se bajó de la pelea electoral. En segundo lugar va Marta Fort, la madre del mediático Ricardo Fort. La lista B “Afirmación por el país”, tiene a la cabeza en la nómina de diputados a Enrique Piragini, que fue candidato a jefe de Gobierno por el Frente de los Ciudadanos, y en cuarto lugar a Miriam Fontenova, que tuvo el segundo lugar en la boleta de postulantes a la Legislatura. Además, hay otras dos listas que buscan ir con esta fuerza.

Otro candidato que quiso ir por una banca en el Congreso con el partido Acción Ciudadana pero que se bajó para apoyar la candidatura de Martín Redrado (Unión Popular), fue el ex árbitro Javier Castrilli, que también compitió en los comicios del 10 de julio para llegar a la jefatura de Gobierno. En la lista también estaban Leda Irurzun Di Si, que fue candidata a vicejefa; y Vicente Delgado, Hilda Montesino, Jorge Cabrera y Pedro Paredes se habían postulado a la Legislatura.

Las otras fuerzas –Frente para la Victoria, Proyecto Sur, Coalición Cívica, Unión para el Desarrollo Social, Frente Amplio Progresista, Partido de la Ciudad en Acción y PRO- presentan candidatos que no aparecieron en las boletas de las elecciones a jefe de Gobierno, el 10 de julio pasado.

Nombres que aparecen una y otra vez. Y cada comicio es una nueva oportunidad para volver a aparecer en una boleta e intentar obtener el espaldarazo del electorado y, en definitva, ese cargo al que buscaron llegar.


Notas vinculadas:


Primarias: Las claves de la elección


Primarias: En la Ciudad se elige entre 10 fórmulas presidenciales y 11 de diputados



La venta de inmuebles en la Capital Federal creció 2,4 por ciento en junio, en comparación con igual mes de 2010, al sumar 5.746 compraventas, según el relevamiento realizado por el Colegio de Escribanos de la Ciudad de Buenos Aires.

Tras las bajas en las transacciones en marzo y abril, la venta de inmuebles repuntó en junio

Según esa entidad, el aumento se registra luego de las caídas producidas en marzo y abril de este año.

El monto de las transacciones en junio ascendió a 2.302,7 millones de pesos, un 17,9 por ciento más que hace un año, con un valor promedio de 400.750 pesos, equivalente a 97.744 dólares, en base a las estadísticas elaboradas por los escribanos.

Asimismo se indicó que entre enero y junio de este año se concretaron 28.509 actos escriturales, por un monto global de 11.616,4 millones de pesos.

“El mercado parece encaminado a repetir el desempeño que mostró en la primera mitad de 2007, antes de que aparecieran en escena las primeras señales de la crisis internacional”, señalaron desde el Colegio de Escribanos.

El domingo se votará por primera vez en todo el país las primarias, que serán abiertas, simultáneas y obligatorias. Conozca a los candidatos a la Casa Rosada y a los postulantes a diputados por la Capital.



Los ciudadanos de la Capital Federal elegirán el domingo próximo entre diez listas de candidatos a presidente y once de diputados nacionales por la Ciudad de Buenos Aires. Las fuerzas políticas buscan alcanzar y superar el 1,5 por ciento para poder postularse en las elecciones generales del 23 de octubre, tanto para la Casa Rosada como para disputar doce bancas del distrito en la Cámara Baja.

Son 2.485.507 los ciudadanos de Capital –que representa el 8,6 por ciento del padrón nacional- habilitados para votar en las primeras elecciones primarias, simultáneas y obligatorias, que se realizarán en todo el país.

Según la nueva ley electoral, las listas de candidatos deberán obtener el 1,5 de los votos válidos emitidos, como mínimo, para participar de las generales de octubre.

Una particularidad que tendrá la elección es que, por primera vez en la historia electoral del país, menores de 18 años votarán en las primarias. Será para quienes tengan 17 años el 14 de agosto, fecha de las primarias, pero que deberán tener 18 años el 23 de octubre, día de los comicios generales, siempre y cuando figuren en el padrón.

Fórmulas

El Frente para la Victoria lleva a la presidenta Cristina Fernández de Kirchner a la reelección, y la acompaña en la fórmula el actual ministro de Economía, Amado Boudou. Roberto Feletti, viceministro de Economía, encabeza la lista de diputados por la Ciudad de Buenos Aires. Le siguen María Marta Bianchi, presidenta de la Comisión de Bibliotecas Populares, y el secretario general de la agrupación La Cámpora, Andrés Larroque.

La Unión para el Desarrollo Social es el espacio que surgió a raíz del acuerdo entre el diputado radical Ricardo Alfonsín y el diputado del peronismo disidente Francisco De Narváez. El hijo del ex presidente radical aspira a la Casa Rosada y es acompañado en la fórmula por el economista Javier González Fraga. Los candidatos a diputados nacionales por la Capital son el ex fiscal anticorrupción Manuel Garrido, el dirigente de la juventud radical Hernán Rossi y Fabiana Campos. Vale aclarar que Francisco de Narváez es el postulante a la gobernación en la provincia de Buenos Aires.

Respaldando la candidatura presidencial de Alfonsín, el Partido de la Ciudad en Acción (que responde a Francisco de Narváez) postula a la Cámara de Diputados al ex fiscal Pablo Lanusse, quien encabeza la lista, seguido por la periodista Fanny Mandelbaum y el legislador porteño Daniel Amoroso.

Hérmes Binner es el candidato a la Presidencia por el Frente Amplio Progresista, una agrupación de fuerzas políticas que integran en la Capital Federal el Partido Socialista, el Movimiento Libres del Sur, el GEN y Buenos Aires para todos (en otros distritos lo integran además otros espacios políticos). Lo acompaña la senadora nacional por la provincia de Córdoba, Norma Morandini, que integra el Frente Cívico de Luis Juez. La lista de postulantes a diputados nacionales por la Capital la encabeza Claudio Lozano (Buenos Aires para Todos); Roy Cortina (del Partido Socialista); Cristina Calvo (del GEN); y Humberto Tumini (de Libres del Sur).

La Coalición Cívica, el espacio de Elisa Carrio, por el cual va a la presidencia acompañada por el diputado Adrián Pérez, lleva en los primeros lugares para la Cámara Baja a los diputados Patricia Bullrich, Fernando Iglesias y Fernanda Gil Lozano.

Eduardo Duhalde va, junto a Mario Das Neves, como candidatos a Presidente y vice por Unión Popular. Encabeza la lista de diputados nacionales el ex presidente del Banco Central, Martín Redrado, y le siguen la ex diputada Lucrecia Monti y Hugo Quintana.

El Partido Autonomista apoya la candidatura de Duhalde a la Presidencia, pero presenta su lista de postulantes a la Cámara Baja, que encabeza el ex ministro de Justicia Jorge Vanossi, y lo acompañan Alicia Vázquez y Gustavo Llaver.

Javier Castrilli, que se había postulado en las elecciones para jefe de Gobierno, también presentó una lista de candidatos a diputados nacionales, que él encabezaba con el partido Acción Ciudadana. Pero se bajó de su candidatura para apoyar la postulación de Martín Redrado.

Compromiso Federal postula a Alberto Rodríguez Saa para la Casa Rosada, seguido por José María Vernet. En esta fuerza se presentan cuatro listas, de las cuales quedará una como la que acompañará a la fórmula presidencial, de llegar al 1,5 por ciento requerido. Por la lista A, “Otro país es posible”, encabeza el ex legislador Carlos Campolongo, le sigue Marta Fort, madre del millonario mediático Ricardo Fort, y en tercer lugar va Ángel Torres.

La lista B, “Afirmación por el país”, tiene a la cabeza a Enrique Piragini, seguido por Graciela Patané y Félix Acevedo. Por su parte, la lista C, “UNIR”, postula a Ricardo Solano Lima como primer candidato a diputado, secundado por Mónica Barani Montes y María José Alzugaray. Finalmente, la lista D, “Juan Bautista Alberdi” propone a Carlos Roberto Saad, María de los Ángeles Mainardi y Roberto Seisdedos.

Proyecto Sur, la fuerza política que lidera el diputado Fernando “Pino” Solanas, postula como candidata a la presidencia a la diputada Alcira Argumedo, luego de que decidiera no integrar e Frente Amplio de Binner. El compañero de fórmula es el diputado Jorge Cardelli. Y la lista de candidatos a diputados nacionales la encabeza el economista Félix Herrero; seguido por Patricia Walsh y Juan Martín Scalabrini Ortiz.

El Frente de Izquierda, una fuerza que integran el Partido Obrero, el Partido de Trabajadores por el Socialismo e Izquierda Socialista, postula a Jorge Altamira y a Cristian Castillo a la presidencia. La lista de diputados la encabeza Gabriel Solano, le siguen Myriam Bregman y a José Castillo.

Hay fuerzas que sólo postulan candidatos a la Casa Rosada, pero no diputados nacionales para la Capital. El Partido del Campo Popular tiene como fórmula a José Alejandro Bonacci, José Eduardo Villena, como aspirantes a Presidente y vice, respectivamente. Lo mismo sucede con el Movimiento de Acción Vecinal, con Sergio Pastore como candidato a la Presidencia, junto a Gilda Marcela Rodríguez.

Propuesta Republicana, la fuerza política del jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, no presenta fórmula para la Casa Rosada. Pone a la cabeza de la lista de diputados nacionales al jefe de la bancada en la Cámara Baja, Federico Pinedo, que busca la reelección. Le siguen el Procurador General de la Ciudad, Pablo Torello y Cornelio Schmidt-Lierman.

Notas vinculadas:


Primarias: Las claves de la elección



Por primera vez se convoca a elecciones abiertas, simultáneas y obligatorias, que determinarán quiénes serán los candidatos que competirán en los comicios generales del 23 octubre. Todo lo que hay que saber.

El diario Clarín publicó en su edición de ayer una nota titulada “Diez claves para votar en las primarias”, y se explica brevemente respondiendo 10 preguntas sobre la elección del domingo. Lea la nota. Además, el diario Uno de Mendoza publicó un video realizado por Analía Boggia y Nacho Castro, en el que explican en algo más de tres minutos y de una manera muy simple de qué se trata y cómo va a ser el comicio.


Diez claves para votar en las primarias
(Clarín, domingo 7 de agosto de 2011, página 7, sección El País)

1 ¿Para qué sirven las elecciones primarias?
Las elecciones Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) de agosto servirán para definir los candidatos que podrán participar en las elecciones generales del 23 de octubre, en las que se elegirán Presidente y Vice para los próximos cuatro años y diputados y senadores para las bancas que se renuevan en el Congreso nacional.

2 ¿Se vota lo mismo en todos los distritos?
Se definen las candidaturas para Presidente y Vice en todo el país. Y 130 Diputados Nacionales en todas las provincias y en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Además, 24 Senadores Nacionales en las provincias de Buenos Aires, Formosa, Jujuy, La Rioja, Misiones, San Juan, San Luis y Santa Cruz.

3 ¿Dónde se vota la mayor cantidad de cargos locales?
La provincia Buenos Aires la que mayor cantidad de cargos definirá el 14 de agosto: además de la fórmula presidencial, de senadores y diputados nacionales, elegirá postulantes a gobernador -en el oficialismo entre Daniel Scioli y Mario Ishii-, legisladores, 135 candidatos a intendentes y concejales. En intendencias como Quilmes se postulan 26 precandidatos a intendente por distintos partidos.

4 ¿Cómo se definen los candidatos para octubre?
Para poder postularse en las elecciones generales del 23 de octubre, los candidatos deben sacar en las primarias del 14 de agosto por lo menos el 1,5% de los votos del distrito por el cual se presentan (para el presidente y vice, se requiere el 1,5% de los votos de todo el país). Los precandidatos que sean derrotados en la elección primaria no podrán competir en la nacional.

5 ¿Cuántos precandidatos presidenciales hay?
En las internas habrá 10 precandidatos presidenciales. Tres son de origen peronista: Cristina Kirchner, Eduardo Duhalde y Alberto Rodríguez Saá. Pero van por partidos separados y no compiten por una misma candidatura. Los otros siete precandidatos presidenciales son Ricardo Alfonsín, Hermes Binner, Elisa Carrió, Alicia Argumedo, Jorge Altamira, Sergio Pastores y José Bonacci. Se estima que tres o cuatro podrían no llegar al piso de 1,5% de votos exigido para competir en octubre.

6 ¿Quiénes tienen la obligación de votar?
Las elecciones primarias son obligatorias para todos los ciudadanos que tengan cumplidos 18 años o más al 23 de octubre. No importa si están o no afiliados a algún partido político de los que participa del comicio.

7 ¿Qué pasa si alguien no vota?
Quien no vaya a votar en las internas cometerá una infracción electoral, pero el Gobierno tuvo que aclarar que los infractores igual podrán votar en las elecciones generales de octubre.

8 ¿Se puede cortar boleta? ¿Cómo habrá que elegir?
En las internas no se podrán votar a dos candidatos distintos para un mismo cargo. Y se podrán cortar boletas y votar a candidatos de distintos partidos para cargos diferentes. La Justicia Electoral advirtió que si hay dos candidatos de una misma categoría en el sobre, ese voto será nulo. Así, el votante puede votar a la fórmula presidencial de un partido, a los candidatos a senadores de otro y a los diputados de un tercer partido.

9 ¿Cómo se distinguirán las boletas?
Ante la gran cantidad de boletas que habrá en el cuarto oscuro, se decidió asignar distintos colores a cada fuerza política. Además, incluirán las fotos de los precandidatos para que cada elector pueda identificar mejor la boleta de su preferencia.

10 ¿Se mantiene el lugar de votación?
No. El lugar de votación no será el mismo que en otras elecciones de este año. Pero el que se determine para las primarias se mantendrá para las elecciones de octubre.

Fuente:
Diario Clarín
, domingo 7 de agosto de 2011, página 7, sección El País.
Nota: "Diez claves para votar en las primarias".


Video: Qué votamos en las elecciones primarias 2011 - Política para principiantes (Diario Uno de Mendoza)




Nota vinculada:
Primarias: En la Ciudad se elige entre 10 fórmulas presidenciales y 11 de diputados.

Se estima que participará una multitud de fieles el domingo en el Santuario de San Cayetano, en el barrio de Liniers, para celebrar, como todos los 7 de agosto, la festividad del Patrono del Pan y del Trabajo.

Todos los años, miles de fieles concurren al Santuario, en Liniers (Foto: Clarín)

A pesar del frío de los últimos días, en los alrededores del Santuario de San Cayetano se instalaron cientos de feligreses que están esperando para poder entrar en los primeros minutos del domingo y pararse unos segundos frente a su imagen, al celebrarse la festividad del Patrono del Pan y del Trabajo. Se estima una concurrencia multitudinaria.

Las puertas del Santuario de San Cayetano, en la calle Cuzco al 100, en Liniers, abrirán a las cero del domingo y serán recibidos por monseñor Raúl Martín, obispo auxiliar de Buenos Aires y vicario episcopal de Devoto.

El lema de la celebración este año será “Junto a San Cayetano, rezamos por la paz, el pan y el trabajo”.

A partir de las 4, en la madrugada del domingo, habrá misas cada hora hasta las 11, y también desde las 13 hasta las 23, en las horas impares, según informó el Arzobispado de Buenos Aires.

La misa de las 9 será presidida por monseñor Martín y se hará frente al templo, en un escenario que estará ubicado sobre la calle Cuzco, de espaldas a la entrada al templo. El resto de las celebraciones en el transcurso del día también se harán desde ese escenario.

La misa central será a las 11, y la presidirá el arzobispo de Buenos Aires y primado de la Argentina, cardenal Jorge Bergoglio, e impartirá la bendición a los fieles.

Como sucede cada año, habrá dos filas: una que permite pasar por delante de la imagen de San Cayetano que está dentro del templo, y otra que permite acceder al Santuario por otro sector.

Según se informó, desde la medianoche, cada quince minutos, se bendecirá a las personas y también a las imágenes u objetos religiosos, mientras que durante todo el día habrá sacerdotes disponibles para confesar, tanto dentro como fuera del templo.

Por otra parte, 1.150 laicos de todas las edades estarán al servicio de los peregrinos en la calle y en el templo, mientras que 100 sacerdotes, diáconos, religiosas y seminaristas prestarán su servicio en la liturgia y en los grupos de oración.

Además, 300 chicos y adolescentes del Movimiento Scout repartirán gratis pan, caldo y mate cocido tanto de día como de noche y organizarán la fila de los peregrinos, y 300 jóvenes de las comunidades parroquiales, colegios católicos y de los movimientos de la Arquidiócesis de Buenos Aires, se acercarán por turnos a los que esperan largas horas para llegar a tocar la imagen del santo.

Y durante todo el día se distribuirán estampas de San Cayetano, de la Virgen de Luján y volantes del 7 de agosto.

Habrá sanitarios disponibles en la Casa del Santuario, en el Club Vélez Sársfield, y baños químicos en la calle.

Nota con despacho de agencia Noticias Argentinas

Mauricio Macri consiguió un récord de votos en la Ciudad de Buenos Aires al obtener el 64 por ciento de los sufragios, con amplísimo margen en el balotaje sobre el candidato kirchnerista Daniel Filmus, que llegó casi a los 36 puntos.

(Foto: DyN)

Desde que la Ciudad es autónoma, en 1996, hubo sólo tres definiciones por balotaje: en 2003, Aníbal Ibarra quedó segundo en primera vuelta pero finalmente ganó en la segunda con el 53,5 por ciento sobre el 46,5 de Macri. En 2007, Macri se convierte en jefe de Gobierno al quedarse con el balotaje con el 60,96 por ciento contra el 39,04 de Daniel Filmus. Y la el 31 de julio pasado, en la que el líder del PRO fue reelecto en Capital.

Una elección que, por los resultados, tenía que definirse en balotaje fue en el 2000, cuando el 7 de mayo Ibarra ganó en primera vuelta con el 49,3 por ciento de los votos sobre el ex ministro de Economía Domingo Cavallo, que logró el 33,2 y renunció de ir a la segunda vuelta.

En 1996, Fernando De la Rúa se convirtió en el primer jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires tras imponerse en el voto con el 39,89 por ciento sobre Norberto La Porta, que consiguió el 26,5 por ciento, cuando todavía no regía el balotaje.

Según establece la Constitución porteña, “el Jefe y Vicejefe de Gobierno son elegidos en forma directa y conjunta, por fórmula completa y mayoría absoluta. Si en la primera elección ninguna fórmula obtuviera mayoría absoluta de los votos emitidos, con exclusión de los votos en blanco y nulos, se convoca al comicio definitivo, del que participarán las dos fórmulas más votadas, que se realiza dentro de los 30 días de efectuada la primera votación”.

Nota con despacho de agencia Noticias Argentinas

Ganó en cada rincón de la Ciudad. En Recoleta logró un pico del 77 por ciento, 55 puntos por encima de Filmus. En la Comuna 8, compuesta por Lugano, Soldati y Villa Riachuelo, la brecha fue de casi 12 puntos.


El jefe de Gobierno, Mauricio Macri, volvió a ganar en todos los barrios, tal como pasó en la primera vuelta. En ninguna de las Comunas tuvo menos del 55 por ciento de los votos y amplió su ventaja en el norte porteño, aunque en el sur la ventaja fue menor. Recoleta fue el barrio donde más votos consiguió al tener un pico del 77,52 por ciento, contra los 22,48 logrados por Filmus. Y en Lugano, Soldati y Villa Riachuelo la brecha se achicó, al distanciarse casi en 12 puntos.

Los votantes de los barrios de Núñez, Belgrano y Colegiales, que componen la Comuna 13, también le dieron gran margen al actual jefe de Gobierno reelecto por sobre el senador, con casi 47 puntos de diferencia entre ambos candidatos.

La Comuna 14, que conforma sólo Palermo, fue la tercera en la que Macri tuvo una gran diferencia respecto al candidato kircherista: consiguió casi el 72 por ciento, 43 puntos por encima de Filmus, que obtuvo algo más del 28 por ciento. En la primera vuelta la brecha fue de casi los 30 puntos.

En Coghlan, Saavedra, Villa Urquiza y Villa Pueyrredón, que conforman la Comuna 12, la diferencia fue de cerca de 31 puntos entre los rivales electorales. Similar panorama presentó la Comuna 1, que integran Puerto Madero, Retiro, San Nicolás, Montserrat, Constitución y San Telmo, con una brecha de casi 30 puntos.

De avenida Rivadavia hacia el sur, la diferencia que consiguió el intendente fue menor. En la Comuna 8, que componen Villa Lugano, Villa Soldati y Villa Riachuelo, la ventaja de Macri fue de apenas 11 puntos.

En Liniers, Mataderos y Parque Avellaneda, los barrios que comprenden a la Comuna 9, la diferencia fue de casi 20 puntos. Y en la Comuna 7, que corresponde a Flores y Parque Chacabuco, fue de aproximadamente 22.

Obtuvo más del 64 por ciento de los votos y confirmó la ventaja que había logrado en primera vuelta. Recibió las felicitaciones de Cristina Fernández. El kirchnerista Daniel Filmus reconoció temprano su derrota.


Después de lograr una contundente victoria en primera vuelta, Mauricio Macri volvió a imponerse por amplísimo margen en el balotaje y logró la reelección para gobernar la Ciudad de Buenos Aires otros cuatro años.

Con el 64,25 por ciento de los votos, la fórmula de Macri y María Eugenia Vidal ganó en todos los barrios de la Capital, mientras que el binomio kirchnerista de Daniel Filmus y Carlos Tomada alcanzó el 35,75 por ciento, más de 28 puntos por debajo de los candidatos del PRO. Además, se registró un bajo porcentaje de votos en blanco, el 2,38 por ciento, el 2,77 por ciento fueron nulos y el 0,23 por ciento recurridos e impugnados.

El Gobierno nacional aspiraba a que su candidato, Daniel Filmus, mantuviera la base de 39 puntos lograda en 2007, cuando el ex ministro de Educación se enfrentaba por primera vez en las urnas a Macri, pero no alcanzó a cubrir esas expectativas al lograr el 35,75 por ciento, es decir, 3,25 puntos porcentuales menos.

Con su arrasador triunfo en la Capital, el tercer distrito electoral del país, Macri se apunta como referente para la oposición. Y el arco antikirchnerista, que tiene muchas dificultades para andamiar un frente que resulte una alternativa de poder, buscará el apoyo del jefe de Gobierno para los comicios presidenciales de octubre.

El mensaje del jefe de Gobierno fue moderado, e invitó al diálogo. Tras agradecer el “respaldo” de los ciudadanos de la Capital y de los militantes que aguardaban su aparición, sus palabras fueron conciliadoras. “El diálogo no siempre tiene que terminar con un acuerdo electoral. Me voy a reunir con todos los candidatos a presidente, incluyendo a la señora Presidenta, a la cual le quiero agradecer el llamado de felicitación que me hizo, realmente lo valoro”, destacó Macri al celebrar el triunfo en el búnker del PRO en el complejo Costa Salguero.

Acompañado en el escenario por la vicejefa electa, María Eugenia Vidal, el líder del PRO dijo estar “convencido de que estos votos no son del PRO, sino de una forma de hacer política". Y no omitió dar una suerte de llamada de atención a la clase dirigente, al señalar que “es importante que los políticos entendamos el respeto a las instituciones” y pedir que “que los líderes de la Argentina aprendan a ser humildes”.

En el búnker kirchnerista la espera a Filmus no fue larga. Minutos después de las 20, apenas se empezaron a conocer los primeros resultados oficiales, el candidato y su compañero de fórmula, el ministro de Trabajo de la Nación, Carlos Tomada, subieron al escenario de una de las sedes del Suterh, en San Telmo. Allí Filmus se hizo cargo por el resultado obtenido. “Personalmente, como cabeza de fórmula, me hago responsable absolutamente de todos los aspectos que son necesarios analizar para poder rever como fuerza política cómo podemos mejorar y cómo podemos reforzar nuestra presencia en la Ciudad", aseveró. E hizo una autocrítica: “Tenemos que aprender con humildad y hacer nuestra reflexión después de cada elección para saber por qué no hemos llegado con nuestro mensaje a todos los porteños para que nos acompañen más masivamente”.

Más allá de la derrota, puso el acento en que el Frente para la Victoria es “la segunda fuerza” en la Ciudad. “Le queremos decir a todos los porteños que nosotros vamos a ser responsables y fieles a ese mandato procurando que aquellas promesas e ideas que fueron elegidas se cumplan desde la Legislatura y, como fuerza, celosos custodios para que se avance en esa dirección”, aseguró al respecto del escenario venidero en Buenos Aires.




Notas vinculadas: