Desde hoy, y hasta el 6 de febrero, Panorama Ciudad va a estar informando a través de Twitter. En la parte superior de la página vas a encontrar los últimos tweets, que se van actualizando automáticamente, para que te enteres de lo que está pasando en la Ciudad. También vas a encontrar los links a aquellas notas de distintos medios que no podés no leer (como habitualmente se comparten en la sección Medios, en la página).

Y si preferís informarte directamente desde Twitter, seguí la cuenta @panoramabaires.

Todo lo que pasa en la Ciudad, en 140 caracteres.

Y desde el 7 de febrero, nuevamente encontrarán posts en esta página.

Gracias!

La vicejefa de Gobierno porteño, María Eugenia Vidal, afirmó ayer que la administración macrista está analizando la creación “de un boleto social de subte para gente de menores recursos”, a la vez que sostuvo que la Ciudad se hizo cargo de la red “para que el servicio funcione mejor”.

Vidal, ayer, con la prensa (Foto: Mariana Sapriza/Flickr Prensa GCBA)

“Entendemos que un aumento nunca es un hecho simpático, pero la falta de actualización de la tarifa generó que hayamos tomado la decisión de subir el boleto”, señaló la funcionaria. Y remarcó que el boleto del Premetro se mantuvo en 0,75 centavos porque “lleva a la mayor parte de la población de la zona sur de la ciudad, que es la de menores recursos”.

Vidal dijo que el hoy día el funcionamiento de la red de subterráneos “es deficiente” y que será uno de los temas de negociación con la concesionaria Metrovías una vez que finalicen las conversaciones con el Gobierno Nacional sobre el traspaso. “El contrato tiene que ser renegociado y esa es una decisión que la empresa conoce”, expresó en ese sentido. También aseguró que la Ciudad mantendrá una línea de diálogo con los trabajadores del subte.

La vicejefa de Gobierno hizo estas declaraciones a la prensa luego de la reunión semanal de Gabinete realizada en el Ministerio de Justicia y Seguridad de la Ciudad.

Para dar un contexto: según datos de 2011 del Grupo Vía Subte, la empresa encargada de la comunicación publicitaria en este medio de transporte, viajan por día en las seis líneas 1.573.972 pasajeros, de los cuales el 63,7 por ciento lo usa para ir y volver del trabajo (es decir, 2 de cada 3 usuarios). Y el 43 por ciento de los que lo utilizan pertenecen a estratos medios bajos o bajos. Son los sectores que más afectados se ven por el incremento del 127 por ciento en la tarifa.

Nota con despacho de agencia Noticias Argentinas

El Jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, justificó el aumento del 127 por ciento de la tarifa del subte y pidió colaboración a los trabajadores. Anunció en Plaza Francia las nuevas obras de la línea H.

(Foto: Télam)

A un día de la decisión de la Justicia de avalar el aumento del 127 por ciento del boleto del subte, el jefe de Gobierno porteño le pidió a los trabajadores del subte que “trabajen, para que el servicio funcione mejor” y no descartó nuevos aumentos.

Un día después de que el juez en lo Contencioso, Administrativo y Tributario Fernando Juan Lima rechazara las medidas cautelares que buscaron frenar el incremento del boleto, que pasó de 1,10 pesos a 2,50 pesos, Macri pidió “colaboración” a los empleados y no cerró la puerta a nuevos aumentos. “Estamos trabajando en el traspaso efectivo del contrato de concesión, no podemos decir nada”, señaló ayer en ese sentido.

“Me gustaría no tener que aumentar o que el subte fuera gratis, pero la realidad es que el subterráneo tiene que funcionar, tiene una pauta salarial para pagar, y sin el aporte genuino de las boleterías no podemos hacerlo. Por eso les pido a los trabajadores que trabajen, para que el servicio funcione mejor. Les pido a los trabajadores que todos juntos colaboremos”, dijo ante la prensa.

Las declaraciones de Macri tuvieron su respuesta por parte de los delegados del subte al cerrar la reunión de la multisectorial que agrupa a más de 40 organizaciones sociales, políticas y educativas. Por el momento descartaron continuar con las medidas de fuerza, como la apertura de molinetes. Roberto Pianelli, secretario general de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y el Premetro (AGTSyP), responsabilizó a Metrovías por el servicio: “Nosotros hemos sido responsables porque el servicio se mantuvo. Eso se lo tendría que pedir a Metrovías para que de un servicio como la gente y no con las demoras diarias que existen”.

Por su parte, el secretario adjunto del gremio de subtes, Néstor Segovia, criticó al gobierno porteño y al juez Lima: “En la resolución en ocho oportunidades dice que no quiere afectar el servicio y los intereses económicos de Metrovías, bajando bien a tierra quiere decir que no le importaron las 200 mil firmas”.

Macri volvió a justificar el aumento, al explicar que la medida fue una consecuencia de que el Gobierno nacional redujera a la mitad el subsidio que otorgaba la servicio y que la Ciudad no puede hacerse cargo de ese monto porque el Presupuesto 2012 no contempla eso (vale aclarar que la ley de Presupuesto fue sancionado en la Legislatura antes de comenzar el traspaso).

El mandatario porteño también expresó que los trabajadores “ya tendrán la posibilidad de expresar lo que piensan”, en las paritarias salariales de marzo. Y se refirió a la “fiscalización” a la concesionaria Metrovías: “En cuanto tengamos la responsabilidad total sobre la concesión seremos los primeros en velar porque la concesionaria ofrezca un buen servicio y haremos la fiscalización que corresponda. Pero tiene que entenderse que las cosas tienen una secuencia y un tiempo”.

Uno de los puntos más criticados por la oposición, en torno a este incremento, es que se haya realizado sin llamar previamente a audiencia pública. Sin embargo, el titular de Subterráneos de Buenos Aires (Sbase), Juan Pablo Piccardo, dejó en claro que se convocará en abril. “Vamos a hacer la audiencia pública en el momento en que se haga efectivo el contrato de traspaso de los subtes a la Ciudad de Buenos Aires”, aseveró.

Acompañado también por la vicejefa de Gobierno, María Eugenia Vidal, Macri presentó el inicio de las nuevas obras en la línea H, en la Plaza Intendente Torcuato de Alvear, frente a Plaza Francia.

La línea H se ampliará en cuatro kilómetros e incorporará, en un plazo de 43 meses, cuatro estaciones hacia el norte (Córdoba, Santa Fe, Las Heras y Plaza Francia) y dos hacia el sur (Sáenz y Pompeya), lo que sumará “más de 100 mil pasajeros” a esta red de transporte.

El kirchnerismo acompañará los reclamos de los metrodelegados

Los legisladores porteños del Frente para la Victoria Juan Cabandié, Juan Carlos Dante Gullo, y el diputado nacional de la misma fuerza, Andrés Larroque, se reunieron con asociaciones gremiales y delegados de trabajadores y brindaron su apoyo a los empleados del subterráneo y aseguraron que acompañarán todas las demandas realizadas para dar marcha atrás con el aumento dispuesto por Macri y avalado por el juez Lima

“Vamos a apoyar todas las instancias participativas que busquen lograr una mejor calidad en el servicio de subtes y que además defiendan los bolsillos de los usuarios y no las ganancias de la empresa y el tarifazo para aumentar la caja del Gobierno de la Ciudad”, aseguró Gullo, además vicepresidente segundo de la Legislatura.

Para Aníbal Fernández, el juez Lima es “al revés que Robin Hood”

El senador nacional por la provincia de Buenos Aires del Frente para la Victoria Aníbal Fernández criticó la decisión del juez Fernando Juan Lima de rechazar la medida cautelar y avalar el aumento del 127 en la tarifa del subte y la calificó de “incomprensible”.

“Esta actitud de Hood Robin, al revés que Robin Hood, me asustan, un señor suelto de cuerpo y siendo juez de feria me llama la atención. Me cuesta creer que no hay relaciones con el poder para tomar esta medida perjudicando a dos millones de personas”, señaló el ex jefe de Gabinete.

“Ocho recursos se presentaron, que significan que quienes se presentan entienden que lo que hace el Estado perjudica a determinado segmento de la sociedad. Lo que me preocupa de fondo es el impacto en el bolsillo del usuario ¿Sabrá Macri y el juez que es utilizado por los que menos tienen?”, comentó en declaraciones a Radio La Red.

Para Fernández es “incomprensible” lo determinado por el juez, ya que “se aceptaron muchas medidas cautelares para un montón de temas,, pero en este tema, que afecta a un montón de personas, el juez lo toma suelto de cuerpo”. Y considera que la decisión “sienta un pésimo antecedente frente a futuros aumentos discrecionales de Mauricio Macri”.

“Llama muchísimo la atención que se tome este tipo de medida beneficiando al Estado de la Ciudad. Nos preocupa y seriamente cómo el Gobierno de la Ciudad consiguió que la Justicia avale el aumento del 127 por ciento”, añadió el senador.

Nota con despachos de agencias Télam y Noticias Argentinas

El subsecretario de Transporte porteño, Guillermo Dietrich, anunció vía Twitter que “para darle más fluidez a la avenida 9 de Julio, a partir de mañana se prohibirá el giro a la izquierda en Sarmiento”.

La medida forma parte del Programa de Ordenamiento de Tránsito y Seguridad Vial. El funcionario explicó a través de la red social que “quienes transiten desde el sur y necesiten doblar a la izquierda, podrán hacerlo en Perón o Lavalle”.

“El objetivo es darle mayor fluidez vehicular a la avenida 9 de Julio eliminando la fila de autos que esperan para girar a la izquierda en la intersección con Sarmiento” que “en ocasiones ésta llega a ocupar dos carriles”, señaló un comunicado emitido por la Subsecretaría de Transporte.

El diario La Nación publicó el domingo una nota de Alejandro Cruz titulada “Cinema Paradiso, sin final feliz” en la que trata el veto del jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, al proyecto de ley para expropiar el predio del Cine Aconcagua y ponerlo en valor para que se desarrollen actividades culturales. Lea la nota:

Cinema Paradiso, sin final feliz
El gobierno porteño vetó un proyecto de ley para recuperar el cine Aconcagua
(Alejandro Cruz – La Nación, domingo 15 de enero de 2012, sección Espectáculos)

(Foto: www.cineaconcagua.com.ar)

"No quiero templos ni cosas raras, los cines de barrios deben ser recuperados para el cine o para el teatro. La cuestión es armar algo razonable para que vuelvan a funcionar salas como El Plata, el Gran Rivadavia y el Aconcagua. Que los vecinos se queden tranquilos, los cine-teatros no pueden ser demolidos porque los protege una ley nacional", dijo en abril de hace dos años el ministro de Cultura de la ciudad, Hernán Lombardi, al diario Clarín.

Coherentes con esa línea de pensamiento, el 24 de noviembre pasado los legisladores porteños votaron, por mayoría (45 sobre 53), para que el predio ubicado en Mosconi 3360 sea expropiado y puesto en valor para que allí se desarrollen actividades culturales. Esa tarde, los vecinos de Villa Pueyrredón festejaron. Pero no, no había que quedarse tranquilo.

Es que el 29 de diciembre, el jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri, vetó ese proyecto de ley. Por esa razón, anteayer por la tarde, vecinos de la zona se reunieron en la puerta del Aconcagua para expresar su repudio a la decisión del gobierno.

Según el Boletín Oficial, Macri vetó el proyecto porque la sala "se encuentra ubicada en la comuna 11, donde ya existen centros culturales dependientes del gobierno de la ciudad". También dice "que se estima conveniente priorizar la creación de centros culturales en otras zonas de la Ciudad". Según consigna en la página oficial del gobierno, en la zona hay dos bibliotecas y un centro cultural, el Devoto, que ofrece cursos y talleres. En ninguno de los casos, se dispone de una sala con capacidad para 1200 personas. "Lo que sabemos es que a 20 cuadras a la redonda acá no tenemos ningún cine, ningún centro cultural. En la década del 50 había en este radio 3 cines con capacidad para 3500 personas; ahora, nada y somos 400.000 personas las que vivimos en toda esta zona. La cultura es nuestro derecho y por eso vamos a seguir luchando. Ya pedimos una audiencia con Lombardi, es tiempo de sentarnos a charlar y que nos expliquen el motivo del veto", refuta José Luis Alasina, de la Asociación Civil Aconcagua.

En otros años, el cine fue parte fundamental en la movida cultural de Villa Devoto y Villa Pueyrredón. En sus épocas de esplendor, los sábados y domingos presentaba tres películas en continuado. Cerró en 1996 y, como tantas otras salas, pasó a ser un templo evangelista. Tres años después, el templo también cerró. En un verano como el actual, pero de hace dos temporadas, un pibe de 16 años decidió decir basta. El pibe, que nunca tuvo la posibilidad de entrar al Aconcagua, se llama Román Bonani. Armó una página en Facebook. La llamó "Para que el cine Aconcagua vuelva a ser lo que alguna vez fue". O sea, eso que, seguramente, alguien le contó que había sido y que él sabe que se la está perdiendo. Más que eso: que sabe que todo el barrio se lo está perdiendo. Ahí Román tomó contacto con Aldo Paz, del Centro de Jubilados Juvenilia, y la movida fue creciendo. Entonces, comienzan a recolectar firmas: una, dos, tres, catorce, tres mil quinientas firmas. Así se creó la asociación civil para encauzar el reclamo, para imaginar modelos de gestión, para soñar, quizá, con reponer la película Arco Iris con la que, un 5 de noviembre de 1945, abrió el Aconcagua.

El tema ahora deberá ser evaluado por la Comisión de Asuntos Constitucionales mientras, en el barrio, la gente hace escuchar su voz. Quieren cine, sencillamente.

LAVALLE, LA CALLE DE LOS TEMPLOS

Durante décadas, el cine Aconcagua, como otras tantas salas que estaban distribuidas por los barrios, en nada tenían para envidiar a las salas de Lavalle. Claro que, hoy en día, la que supo ser las calles de los cines genera ya muy poca envidia.

Anteayer, mientras varios vecinos de la zona copaban la parada del Aconcagua protestando por el reciente veto del gobierno de Macri, en el corazón de Lavalle mucha gente se juntaba en el cine Atlas Lavalle para escuchar al evangelista Juan Bautista, que enseñaba a "vencer a sus enemigos ocultos". Es que, desde hace poco, el Atlas ahora está en manos de la Iglesia Internacional de la Gracia de Dios, un desprendimiento de la Iglesia Universal de Dios que funciona a una cuadra de allí.

Así es como ese magnífico edificio construido por los arquitectos Alberto Prebisch y José Luis Cuesta está en manos de pastores evangelistas. Lo más paradójico de todo es que es "casi" una buena noticia ante la infinidad de salas que se tiraron abajo o que fueron tan modificadas sus fachadas como sus interiores que ya no queda nada del diseño original.

Fuente:
Diario La Nación, domingo 15 de enero de 2012, sección Información General
Nota: “Cinema Paradiso, sin final feliz

Lo dispuso el juez porteño Fernando Juan Lima. La medida cautelar había sido solicitada por asociaciones de consumidores y legisladores de la Ciudad, para “frenar” el aumento del pasaje del 127 por ciento.

Ayer los trabajadores volvieron a liberar molinetes, antes de la resolución del juez (Foto: Clarín)

El juez en lo Contencioso, Administrativo y Tributario Fernando Juan Lima rechazó ayer las medidas cautelares de los amparos presentados por legisladores y ONGs para buscar “frenar” el aumento del boleto del subte, por lo que la tarifa seguirá en 2,50 pesos.

Según el juez, “no se ha probado” que la decisión de subir la tarifa del servicio un 127 por cineto “ostente los vicios evidentes que llevarían a su manifiesta ilegalidad o arbitrariedad y que requerirían del dictado de alguna medida urgente que evite su vigencia durante el trámite del proceso de amparo”.

Más allá de que el magistrado rechazó la medida cautelar, sí dio trámite a la acción de amparo, sobre la que decidirá oportunamente, propiciando instancias de debate y con más elementos de prueba (es decir que la discusión sobre el aumento no terminó, pero no considera que por ahora corresponda suspenderlo).

La decisión adoptada por Lima fue repudiada por varios legisladores de la oposición, asociaciones de defensa del consumidor, que explicaron que apelarán la medida, en tanto que los usuarios expresaron su enojo a través de las redes sociales.

Por su parte, los trabajadores del subte no seguirán levantando los molinetes en protesta al incremento. Ya lo había anticipado el secretario adjunto de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y el Premetro (AGTSyP), Néstor Segovia: “si la Justicia falla a favor del aumento no hay nada que hacer”.

En su fallo, de unas 15 carillas, el juez señaló que “no se advierte que se encuentre configurado el requisito atinente a la verosimilitud del derecho” de la participación de los ciudadanos en audiencia pública, como tampoco el “peligro a la demora” y resaltó que “no corresponde a la Justicia fijar una tarifa o señalar cuál sería la manera más práctica, eficaz o razonable de estructurar un cuadro tarifario”.

Y agregó: “No puede sino concluirse en que el peligro y los perjuicios que podrían derivarse de una decisión adoptada en este estado inicial del proceso, con pocos elementos (arrogándose por lo demás una función indebida y avanzando sobre la órbita de actuación de los otros poderes del Estado), serían posiblemente mayores que los que se provocarían con la actual denegatoria”.

Los cuatro amparos que buscaron “frenar” el aumento de la tarifa del subte fueron presentados por legisladores de la oposición porteña y asociaciones de defensa del consumidor. En todos se reclamó que se realizara la convocatoria a audiencia pública previa para fijar el nuevo precio, como lo exige la ley porteña 210 para los servicios públicos. Sin embargo, el decreto firmado por el jefe de Gobierno, Mauricio Macri, fija audiencia para abril.

En ese sentido, el juez hizo referencia que “así como las dudas que despierta la pertinencia de aplicar los resultados de una audiencia pública realizada hace más de una década requieren de un conocimiento más amplio”, sucede lo mismo en lo que respecta congelar el boleto en 1,10 pesos en torno a “la concesión y la efectiva prestación del servicio público”.

Y amplió que “examinar aisladamente la medida (…) no sólo sería desacertado e impropio, sino que importaría posiblemente poner en peligro la lógica de funcionamiento del sistema todo”.

Lima argumentó que “se respeta el principio de presunción legitimidad del accionar estatal y se evita avanzar sobre asuntos no propuestos, prematuros o que en principio podrían tener que ver con razones de oportunidad, mérito o conveniencia”, temas en los que “no sería aceptable sustituir el criterio de los órganos competentes por el de los magistrados”.

El legislador del Frente Progresista Popular Aníbal Ibarra (uno de los firmantes de los amparos), integrantes de la ONG Consumidores Libres y una abogada de la concesionaria Metrovías aguardaron la resolución en el sexto piso del juzgado.

La multisectorial conformada por cuarenta organizaciones sociales, gremiales y estudiantiles se reunirá hoy, a las 17, en el hotel Bauen, para anunciar en conferencia de prensa los pasos a seguir.

Descontento en la oposición

Conocido el fallo, no tardaron en conocerse las reacciones de los legisladores porteños de la oposición.

“Nos sorprende que la Justicia no haya tenido en cuenta todos los incumplimientos de Mauricio Macri para incrementar el pasaje del subterráneo”, sostuvo la legisladora Delia Bisutti, de Nuevo Encuentro, quien impulsó junto a Aníbal Ibarra y otros diputados uno de los amparos. Y agregó: “se le pide a la ciudadanía cumplimiento de normas y es el propio jefe de gobierno quien las incumple”.

Por su parte Ibarra, diputado del Frente Progresista Popular, manifestó: “Estoy en total desacuerdo con la decisión del juez. Vamos a apelar y decidirá la Cámara (de Apelaciones), pero mientras tanto la gente seguirá poniendo de su bolsillo para financiar a este gobierno”.

Asimismo, el legislador del Movimiento Socialista de los Trabajadores en Proyecto Sur Alejandro Bodart, firmante de otro de los amparos junto a la dirigente Vilma Ripoll, señaló que “lamentablemente el juez cedió al chantaje de Macri y de Metrovías de que no aplicar el aumento podría poner en riesgo el servicio”.

El ex legislador Diego Kravetz también dio su punto de vista vía Twitter: “Convalidado el tarifazo del subte por la Justicia, la oposición debería hacer lo que corresponde a la función y pedir una sesión extraordinaria”.

Para el PRO, el fallo es “justo”

“El fallo es justo y se ajusta a la realidad. El fallo no hace más que ratificar lo que venimos diciendo desde el primer día: la oposición viene intentando mezclar todo, dando opiniones infundadas en este tema y tratando de sacar algún rédito político inexplicable”, señaló el legislador macrista Daniel Presti en un comunicado. Además dijo que espera que se consiga “elevar el nivel de discusión” con la oposición “sin que se intente utilizar al Poder Judicial de manera política para perjudicar la administración del Poder Ejecutivo”.

Nota con despachos de agencias Télam, Noticias Argentinas y Centro de Información Judicial

El diario La Nación publicó en su edición de ayer una nota de Pablo Tomino titulada “El barrio chino desafía a los sentidos” en la que relata qué cosas se pueden encontrar y qué costumbres tiene la comunidad oriental en este rincón étnico en la Ciudad que visitan cada vez más tanto porteños como turistas. Lea la nota:

El barrio chino desafía a los sentidos
(Pablo Tomino - La Nación, sábado 14 de enero de 2012, sección Información General)

(Foto: Oliver Kornblihtt / AFV - publicada en La Nación)

Desde un plato de fideos salteados con cerdo, un palito de filet de pescado frito o bolitas dulces de zapallos en brochete hasta excéntricos adornos, el "perro fu" que protege el hogar, la cueva de inciensos para ahuyentar las malas ondas o seducir al amor y la popular raqueta, a pilas, "matamosquitos". Todo ello -y cuánto más- encierra el mítico barrio chino, inundado por porteños y el turismo cada fin de semana, siempre con orientales dispuestos a rendirles un culto a sus tradiciones.

Este polo cultural y gastronómico forjado hace 20 años por taiwaneses y chinos continentales ocupa seis manzanas de Belgrano, en un mapa delimitado por Arribeños, Blanco Encalada, Montañeses y Juramento. Aunque los hechos confirman su franca expansión: comercios, supermercados y casas de gastronomía se han instalado en arterias linderas, incluso en el vecino barrio de Núñez.

Habrá que decir que unos 100.000 chinos continentales, el 80% originarios de la provincia de Fujián, se afincaron en el país con esa cultura que guarda tantos mitos como prejuicios. Pero que les dio buenos réditos con el trabajo duro, el ahorro y la escasa ostentación. Así, los chinos se hicieron fuertes en un rubro al que patentaron con una marca tradicional: los "supermercados chinos", emprendimientos que se abren a razón de 20 por mes.

Descubrir ese rincón oriental en pleno Buenos Aires implica entregarse a un sinfín de sabores, aromas y excentricidades. Un universo algo extravagante -al menos para un occidental- que fue creciendo comercialmente desde la década del 80, gracias al interés de los porteños por la gastronomía asiática y los productos relacionados con la vida sana característicos de Oriente.

Hoy, los jóvenes orientales les dan un aire de alegría a las calles de Belgrano. Muchachos y muchachas, de raros peinados y con anteojos de llamativos marcos, comparten bancos en los puntos de venta de comida al paso. En el barrio chino, la segunda generación de esta inmigración converge en las peluquerías, el negocio de moda donde los sábados los orientales hacen fila para lookearse.

"¡Nos gusta estar producidos, con onda! ¿Qué nos divierte? Nosotros nos reunimos en nuestras casas, preferentemente, donde compartimos nuestras experiencias en Buenos aires y recordamos muchas cosas de nuestro país. Nos gusta el karaoke y también bailar, pero no ir a los boliches que van los argentinos", dice Yan Fan, un chino de 22 años que trabaja con sus padres en un supermercado, y que hace tres llegó al país tentado por la posibilidad de hacer dinero y ahorrar.

Para los orientales, el barrio chino tiene fuertes reminiscencias de su tierra natal. El idioma autóctono es el predominante, aunque cada vez son más los jóvenes que hablan casi perfecto el castellano. Igual, son amigos del silencio. De vez en cuando miran a los ojos, sobre todo las mujeres. Aquí, un chino obtiene todo lo que necesita: videoclubes, librerías, agencias de viajes y la resplandeciente ropa oriental. Además, es en el único lugar porteño donde se consigue el popular té blanco, con propiedades antioxidantes.

Caminar por Arribeños es convivir con el extraño aroma de la comida cocida en base a algas de mar. "Todo es rico, todo me gusta. Estar acá es estar en casa", dice Liu Xo (Luisa), una joven oriental de 19 años que desde hace cinco está en el país.

Cada rincón del barrio chino replica su país natal. Los helados coreanos Melona -"los helados frutales más ricos del mundo", como se promocionan- son furor por estos lares. Los compran a $ 6 tanto orientales como argentinos. Tanto es así que la marca ya se vende en varios quioscos ajenos al "Chinatown", como el de New York, tal como lo bautizaron los orientales.

Muchos chinos han elegido radicarse en el barrio de Belgrano y son varios los que viven con el dinero justo: algunos habitan el mismo lugar donde trabajan, como el sótano de un supermercado. Para ellos, la concepción de la vida es colectiva, y las vacaciones y la diversión casi no están en su vocabulario.

TODO LISTO PARA RECIBIR AL AÑO DEL DRAGÓN

Por primera vez, el próximo fin de semana la comunidad oriental celebrará la llegada del Año Nuevo 4710 en las Barrancas de Belgrano. A modo de confirmación del crecimiento y de la expansión de esta comunidad, habrá un festejo especial por el Año del Dragón, que será el sábado, de 15 a 22, y el domingo, de 10 a 20.

De las fiestas que tiene la cultura china, ésta es las más importante y se celebra desde tiempos inmemoriales. Como el año pasado la fiesta desbordó de gente, el Centro de Gestión y Participación N° 3 habilitó la zona de las barrancas para esta ocasión.

Los festejos del Baño de Buda y el Festival de la Luna, sumados a los visitantes que concurren al Barrio Chino, reflejan el interés creciente por conocer su cultura y sus costumbres. Habrá 100 puestos gastronómicos y culturales distribuidos entre las Barrancas de Belgrano y las calles Arribeños y Mendoza que darán un aire festivo, atractivo e inolvidable para los visitantes.

También habrá dos escenarios: uno principal con pantallas, luces y sonido estará ubicado en la Plaza de la Glorieta. Y otro dentro del Barrio Chino. Las tradicionales Danzas del Dragón y del León estrenarán este año el "Corredor del Dragón", aunque también habrá shows de tango con orquesta en vivo y con parejas internacionales conformadas por argentinos y orientales.

El festejo culminará al anochecer del domingo cuando en forma simultánea la Argentina y Asia brinden por un próspero Año del Dragón y en el escenario canten la Canción Oficial "La descendencia del Dragón".

QUÉ COMPRAR

Sabores tradicionales. En las casas de comida al paso, visitantes y nativos consumen chiripones, filet de pescado, sushi, cachetes de abadejo y fideos típicos.

Adornos con poderes. Muchos visitantes compran las piezas para atraer la buena suerte: el perro fu (protección para el hogar), la tortuga (salud) y el caballo (éxito, trabajo, esfuerzo).

Todo para la dama. Hay numerosas tiendas de ropa para mujeres, con el estilo oriental, además de locales con accesorios y bijouterie.

Fuente:
Diario La Nación, sábado 14 de enero de 2012, sección Información General.
Nota: “El barrio chino desafía a los sentidos

El Gobierno quita el suministro de gasoil a precio diferencial a las empresas de ómnibus de larga distancia, que pagaban 0,97 pesos por litro. Desde el lunes tendrán que abastecerse a tarifa de surtidor.

Si viajar en micro era hasta el momento caro, con la quita del subsidio lo será aún más.

Antes de que termine el verano, las tarifas de los micros de larga distancia sufrirán un aumento, como consecuencia de que el Gobierno Nacional decidiera quitar el subsidio al gasoil, por lo que ya no pagarán la tarifa diferenciada de este combustible y deberán hacerlo en pleno.

La decisión de suprimir el beneficio para el transporte de larga distancia forma parte del cambio en la política de subsidios que viene llevando la Nación, y se ahorrará 40 millones de pesos mensuales, que es lo que destina a este rubro en promedio.

Las empresas de transporte que realizan servicios interurbanos hasta el momento reciben el 60 por ciento del combustible a precio subsidiado de 0,97 pesos por litro. Y desde mañana tendrán que pagar la totalidad del gasoil a tarifa plena es decir, lo que marcan los surtidores.

Las compañías de transportes de larga distancia señalaron que no están en condiciones de absorber el mayor gasto derivado de la provisión de gasoil a precios de mercado, por lo que no les queda otra que cargarlo en las tarifas de los pasajes. La suba en los precios de los pasajes oscilaría entre el 15 y el 20 por ciento y ocurriría antes de que termine el verano, según estiman desde el sector y las entidades del consumidor.

Las compañías tienen, a su vez, otra complicación, ya que la implementación de la medida a mediados de mes lleva a que la mayoría de los pasajes ya están vendidos hasta principios de febrero, a una tarifa que no contemplaba la supresión del subsidio y ahora tendrán que afrontar a precio pleno.

Un dato no menor: el 40 por ciento del gasoil que compran a precio de mercado y que las petroleras entregan en las terminales incluye un recargo por flete que oscila entre 0,50 centavos y 1 peso.

La medida fue confirmada por las dos entidades más representativas del sector: la Cámara Empresaria de Larga Distancia (Celadi) y la Asociación Argentina de Empresarios del Transporte Automotor (Aaeta).

Los subsidios al gasoil se venían dando desde mediados de 2002.

El diario Clarín en su edición de ayer una nota de Einat Rozenwasser titulada: “El clásico cafecito se transforma con el desembarco del arte latte”, en la que cuenta la nueva tendencia de decorar la leche espumada, con formas, como por ejemplo la manzanita de Apple. Leé la nota y enterate de las técnicas y los secretos para lograr ese resultado:


El clásico cafecito se transforma con el desembarco del arte latte
Una tendencia mundial que llegó a la Ciudad. Se trata de la decoración de la leche espumada, que ya se ofrece en bares porteños. Los especialistas coinciden en que es clave la calidad del café y que el resultado se nota en el sabor. Técnicas y secretos.

(Einat Rozenwasser – Clarín, sábado 14 de enero de 2012, páginas 58/59, sección La Ciudad).

Corren tiempos difíciles para el cafecito, ese que pedimos en el bar de la esquina con el brazo levantado y los dedos pulgar e índice enfrentados. Es que en plan de incorporar "tendencias mundiales" la Ciudad sigue recibiendo novedades que atentan contra el clásico feca. A las variedades de origen, temperatura, jarabes saborizantes (o syrups para los entendidos en la materia), la medida en onzas y los vasos de cartón ahora se suma el decorado de la superficie de leche espumada. De a poco los baristas locales se están animando a utilizar una técnica muy difundida en las grandes ciudades de tradición cafetera del mundo, el arte latte, y muestran su veta artística en cada pocillo.

El punto de partida es la alquimia perfecta entre el café y la leche correctísimamente preparados con la misma máquina de expresso que encontramos en cualquier bar, que permitirán obtener el sabor, el color y la textura necesarias para crear diferentes diseños y lograr que se mantengan hasta que el bebedor de turno lleve la taza a su boca. "Por un lado, se requiere un buen café para lograr una crema de color avellana de un centímetro de espesor. Una vez que está el shot de café hay que empezar a trabajar con la leche, que tiene que estar muy bien espumada", explica Analía Alvarez, directora del Centro de Estudios del Café.

En la preparación del café propiamente dicho entra en juego el punto de molienda, la fuerza con la que se presiona el café para transformarlo en la pastilla que después irá al brazo de la máquina, temperatura y calidad del agua, y el tiempo de extracción hasta obtener 30 mililitros de café. Y la leche se espuma con la misma lanceta que tienen todas las máquinas (la varilla que larga vapor). Además de ganar firmeza tendrá un color homogéneo, blanco, denso y brillante; y un sabor que difiere bastante del que estamos acostumbrados: más suave, más dulce. Después, todo dependerá de la creatividad y la habilidad del barista.

"La técnica que se evalúa en los campeonatos mundiales se denomina vertido libre, el barista trabaja con la leche y hace el dibujo a mano alzada ­describe Alvarez­.

Hay otra que se llama etching o aguafuerte, que va mezclando los colores del café y la leche con un objeto con punta. Y se pueden agregar dibujos con jarabes de dulce de leche o chocolate". En ocasiones especiales los baristas recurren al stencil (con el logo de una marca, por caso), espolvoreado con cacao o canela.

Llegar a un corazón con pequeñísimos movimientos de la mano que vierte la leche no es tarea sencilla. "Cuando aprendés a sacar la espuma empezás a practicar el volcado con los movimientos para que se formen las figuras. Lo dibujás en un papel, hacés un croquis y lo repetís. Lo primero que tiene que salir es un círculo, la base para hacer otras figuras", detalla Daniel Fleitas, barista del CEC.

¿Cuánto tiempo lleva aprender la técnica? "Hice cinco mil cafés hasta que empezó a salirme", responde un poco en broma y bastante en serio el colombiano Daniel Cifuentes desde la barra de Lattente, su cafetería de Recoleta. "La gente lo ve y saca la cámara de fotos", dice mientras le agrega detalles a las alas de una mariposa sobre el cappuccino que acompañará el almuerzo de una turista inglesa.

Entre los primeros bares porteños en incorporarlo aparece Grow Deli & Coffee, en Villa Devoto. "Lo vio un amigo en Nueva Zelanda y empezamos a buscar información y a capacitarnos. Creo que habla del servicio que damos, porque en cafetería es algo totalmente diferente", responde Sebastián Tomassini, cheff del lugar que ofrece arte latte desde hace tres años.

En Biutiful, la cadena de cafeterías de la marca de indumentaria Wanama, también sirven los cafés decorados. "Es una experiencia más que queremos que cada cliente viva, desde que ingresa al bar hasta que se retira: los sabores, los aromas y lo visual", responde Fernanda Guerrero Bueno, barista de la cadena que abrió su primer local en el shopping Unicenter.

¿Qué falta para que esta técnica se popularice? Los especialistas consultados coinciden en que depende de los propietarios de los bares. "Es cierto, lleva unos segundos más prepararlo así, pero casi no hay diferencia de tiempo y cambia notablemente la calidad y el sabor del café", aseguran.

Nació de la cabeza de un ingeniero

"Aunque no hay registro específico de los orígenes del arte latte, sabemos que viene de Italia y después fue tomado por los norteamericanos. El que impulsó la técnica es un ingeniero de Seattle, David Schomer, que logró desarrollar microburbujas en la crema de la leche", explica Analía Alvarez, directora del Centro de Estudios del Café. De hecho, la ciudad estadounidense es conocida como la capital del café por la concentración de bares, locales y empresas dedicadas al rubro. El primer campeonato mundial se llevó a cabo en Singapur en 2004, y uno de los mayores referentes internacionales es el italiano Luigi Lupi.

En la Ciudad dan cursos en el CEC y en la Escuela del Café y Baristas en Argentina que dirige Haroldo Darnauchans.

Fuente:
Diario Clarín, sábado 14 de enero de 2011, páginas 58/59, sección La Ciudad.
Nota: “El clásico cafecito se transforma con el desembarco del arte latte”.

El secretario adjunto del gremio de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y del Premetro (AGTSyP), Néstor Segovia, afirmó ayer que el lunes próximo volverán a protestar con molinetes liberados en rechazo a la incremento del boleto, pero manifestó que “si la Justicia falla a favor del aumento no hay nada que hacer” y dejó en claro que “no hay riesgo de paro”.

"No vamos a parar por esto", aseguró el delegado Néstor Segovia

Segovia ratificó la continuidad de la protesta el lunes, con los molinetes levantados en horas pico en varias estaciones de todas las líneas de la red, día en el que se espera que la Justicia avale o rechace la suba del 127,5 por ciento en el boleto de subte.

“No vamos a hacer paro por esto”, expresó Segovia en declaraciones a Radio 10, y agregó que “si la Justicia falla a favor del aumento no hay nada que hacer, se hizo todo lo que se pudo, pero son ellos los que mandan”.

La multisectorial que integran 40 organizaciones sociales, gremiales y estudiantiles juntaron más de 100 mil firmas en contra del incremento, y seguirán en el transcurso de este fin de semana buscando más adhesiones.

El juez en lo Contencioso, Administrativo y Tributario porteño, Fernando Juan Lima, recibió el viernes los descargos del Gobierno de la Ciudad, la concesionaria Metrovías y la empresa Subterráneos de Buenos Aires (SBASE), las tres partes demandadas por los legisladores y ONGs que presentaron los recursos de amparos para buscar “frenar” la suba hasta que se convoque a una audiencia púbilica. Se espera a que el lunes, o a más tardar el martes, resuelva si avala o rechaza el incremento.

El Gobierno porteño, en los argumentos que presentó por escrito al juez, señaló que no se trata de un aumento sino de “un reemplazo de los subsidios” y remarcó que no es necesario un llamado a audiencia pública, algo que exige la oposición, en base a lo establecido por el artículo 13 de la Ley 210 de a Ciudad para los servicios públicos.

Nota con despacho de agencia Noticias Argentinas

El juez en lo Contencioso, Administrativo y Tributario de la Ciudad, Fernando Enrique Juan Lima, tiene previsto resolver el próximo lunes si suspende o avala el incremento del 127 por ciento en la tarifa.

Los trabajadores volverán a liberar los molinetes el lunes. (Foto: DyN)

El Gobierno porteño defendió ayer el aumento de la tarifa de los subtes al señalar que se trata de un “reemplazo de los subsidios”, a raíz del pedido del juez Fernando Juan Lima, quien el lunes próximo puede resolver si da lugar o no a los recursos de amparo presentados por legisladores y ONGs para frenar la suba.

El juez en lo Contencioso, Administrativo y Tributario de la Ciudad Fernando Juan Lima recibió ayer los descargos del Ejecutivo porteño, la concesionaria Metrovías y la empresa Subterráneos de Buenos Aires (SBASE). Con esos descargos, y las presentaciones realizadas por legisladores de la oposición y ONGs, deberá resolver si mantiene la nueva tarifa de 2,50 pesos o si la suspende y vuelve a hacer valer la anterior, de 1,10 pesos.

En el escrito que el Gobierno porteño hizo llegar a la Justicia, señaló que no se trata de un aumento sino de un “reemplazo de los subsidios”, según informaron fuentes judiciales a la agencia Noticias Argentinas. La decisión se tomó como resultado de la supresión parcial del subsidio que pagaba el Estado Nacional al capitalino cuando se acordó el traspaso del subte.

En ese sentido, afirmó a través de la Procuración General que no había otro camino para reemplazarlo, ya que el monto no estaba presupuestado para 2012.

Asimismo, el Ejecutivo capitalino reiteró que no es necesaria una audiencia pública, algo que reclama la oposición, en base al artículo 13 de la ley porteña 210. Sin embargo, hizo referencia a que dicha audiencia se realizará 20 días después de vencido el período de discusión entre Ciudad y Nación para estudiar los detalles técnicos y económicos para la prestación del servicio. También adjuntó la copia del decreto 27/12 con el que dispuso el aumento hace una semana.

La administración macrista afirmó además que la tarifa fijada desde la privatización del servicio de subtes superaba los tres pesos pero que, por los subsidios, nunca llegó a implementarse.

En consonancia con el Gobierno porteño, Sbase y Metrovías coincidieron en que se rechacen los amparos, que son cuatro y todos solicitan que se de marcha atrás con el incremento hasta que se realice la audiencia pública.

Por su parte, el legislador Aníbal Ibarra (Frente Progresista Popular) presentó ante la Justicia un escrito con 100 mil firmas recolectadas en las estaciones de la red de subterráneos en rechazo a la suba.

Otra semana de molinetes levantados

Fuera del ámbito judicial, los trabajadores de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y el Premetro (AGTSyP), que forman parte de la multisectorial conformada por 40 organizaciones sociales, gremiales y estudiantiles, anunciaron que las medidas de fuerza se profundizarán la semana próxima, con nuevos levantamientos de molinetes para que los usuarios viajen gratis.


Nota con despachos de agencias Télam y Noticias Argentinas.

Por segundo día consecutivo, la Policía Metropolitana desplegó desde temprano un operativo en la peatonal para evitar que vendedores ambulantes desplegaran sus mantas. Estos dijeron que hoy volverán a la zona.

(Foto: Télam)

Por un lado, los manteros y artesanos que querían instalarse en la calle para vender sus productos. Del otro, los inspectores del Gobierno porteño y la Policía Metropolitana, que no lo permitieron. Y en el medio, la peatonal Florida, que ayer, por volvió a estar en el centro de la polémica por el uso del espacio público, con protestas y algunos forcejeos.

La calle Florida habitualmente es ruidosa, pero ayer nuevamente lo fue aún más, ya que con bombos y bocinas los manteros protestaban pidiendo que les dejaran instalarse para trabajar. Pero no les fue posible: más de un centenar de efectivos de la Policía Metropolitana estaban desde las 6 de la mañana en el tramo comprendido entre Marcelo T. de Alvear y Rivadavia por segundo día consecutivo, para evitarlo.

En una primera instancia, los inspectores de Espacio Público intentaron persuadir a los manteros para que no coloquen sus mantas. Pero hubo forcejeos, que incluyó discusiones entre manteros y artesanos; y en consecuencia hubo un vendedor callejero detenido y un policía herido.

La intención del Gobierno porteño es trasladar a los artesanos a una de las ferias habilitadas para que puedan vender lo que producen, pero no incluye a aquellos que vendan mercadería trucha.

“Tenemos negociaciones con los artesanos para su reubicación, pero lo que no vamos a reubicar es la venta ilegal. Se está tratando de darles una alternativa a los artesanos para tener un lugar que les permita generar su sustento”, dejó en claro el ministro de Ambiente y Espacio Público, Diego Santilli.

Asimismo aseveró: “ya hemos hecho las denuncias pertinentes y llevamos diez allanamientos en lugares donde se guarda la mercadería” que luego es vendida en las mantas, de dudosa procedencia.

En ese sentido el funcionario señaló: “Estamos separando lo que es el mantero del artesano. El artesano, con sus manos, lleva el sustento a sus casas; y el mantero que compra mercadería de dudosa procedencia para venderla”.

“La calle Florida quedó libre de manteros”, dijo Alex Campbell, Director General de Inspección de Uso del Espacio Público, en tanto que los vendedores cortaron la avenida Corrientes en el cruce con la peatonal. Asimismo los manteros aseguraron que hoy volverán a esa calle céntrica.

Nota con despachos de agencias Télam y Noticias Argentinas

Es una norma vieja que no se controlaba. Los controles y multas regirán desde febrero, los días hábiles de 11 a 16. Quienes necesiten transitar o alquilen cocheras tendrán que pedir un permiso de circulación.

Rodríguez Larreta y Dietrich, los encargados del anuncio (Foto: Twitter R. Larreta)

En un intento para reordenar el tránsito y poner como prioridad el transporte público, el Gobierno porteña dispuso que, desde febrero, los días hábiles, los autos particulares no podrán circular por varias calles del Microcentro.

La disposición de la Ciudad regirá desde el lunes 6 de febrero, y habrá multas para los automovilistas que no cumplan con la restricción.

Si bien la restricción será controlada el mes próximo, el Gobierno porteño ya dio inicio con la primera etapa, que consiste en la entrega de folletos informativos sobre la medida y también los pasos a seguir para los que necesiten obtener un permiso de circulación en la zona.

El jefe de Gabinete porteño, Horacio Rodríguez Larreta, señaló que “esto tiene que ver con una vieja ordenanza que no se cumplía y ahora la vamos a hacer cumplir”.

Por su parte, el subsecretario de Transporte capitalino, Guillermo Dietrich, informó que el permiso de circulación para automovilistas que necesiten circular en esa zona costará 127 pesos anuales. Asimismo, los conductores que tengan cocheras dentro del área restringida pero no tengan dicho permiso, tendrán multas estimadas en 180 pesos. Los permisos podrán gestionarse en el pasaje Carabelas 286, de 9.30 a 13, en la página web http://movilidad.buenosaires.gob.ar/ o llamando al 147.

La zona de restricción de tránsito para autos particulares abarca la avenida de Mayo, Leandro N. Alem, Córdoba y Carlos Pellegrini, a excepción de Viamonte; San Martín, entre las avenidas Corrientes y Córdoba; Bartolomé Mitre, entre Carlos Pellegrini y Diagonal Norte; y Piedras, entre avenida de Mayo y Rivadavia. (Ver mapa)

Sin embargo, en las avenidas Corrientes y Diagonal Norte se podrá circular con normalidad, sin restricciones.

La restricción no se aplicará a colectivos, taxis, motos, ambulancias, servicios de emergencia, vehículos de discapacitados, camiones blindados, vehículos para distribución de diarios, y camiones de carga y descarga.

No se trata de una ley nueva sino que es una vieja ordenanza que no estaba siendo controlada (la 32876/76 y los decretos 2268/76 y 399/97)

El Gobierno porteño tiene como objetivo ordenar el tránsito y darle prioridad al transporte público.

Para más información sobre el Programa de Ordenamiento de Tránsito en el Microcentro, visite la página del Plan de Movilidad Sustentable de la Ciudad.

La suba en la tarifa debutó con protestas de los trabajadores, que liberaron molinetes y los pasajeros viajaron gratis. Legisladores y ONGS presentaron amparos en la Justicia. La audiencia pública, en abril.

Los trabajadores del subte levantaron molinetes y los usuarios viajaron gratis a la mañana y por la tarde (Foto: Télam)

Con molinetes levantados como forma de protesta por parte de los trabajadores para permitir que los usuarios viajen gratis y recursos de amparo de legisladores y asociaciones del consumidor, debutó ayer la nueva tarifa del subte, de 2,50 pesos. En ese contexto, el Gobierno porteño ratificó el aumento e hizo el llamado a audiencia pública, que exige la ley, aunque para abril próximo.

Los que comenzaban temprano el día laboral, pudieron viajar gratis en varias estaciones de todas las líneas, a raíz de que los trabajadores del subte liberaran los molinetes, situación que se repitió por la tarde, en la vuelta a casa, franjas de mayor caudal de pasajeros, en repudio al incremento dispuesto por el jefe de Gobierno, Mauricio Macri, en un decreto publicado en el Boletín Oficial horas después.

El delegado de la Asociación Gremial de Trabajadores de Subtes y Premetro, Néstor Segovia, reclamó a Macri una reunión “para hacer una evaluación del servicio”. “Todos los días los pasajeros viajan como ganado y los coches están en mal estado”, denunció el gremialista.

En tanto que en la superficie, un grupo de legisladores opositores presentaron un recurso de amparo ante la Justicia, para frenar el aumento. Ante la jueza Elena Liberatori, del fuero contencioso administrativo porteño, se presentaron la ONG Consumidores Libres, que encabeza el ex diputado socialista Héctor Polino; y los legisladores Aníbal Ibarra, Delia Bisutti, Maria Elena Naddeo, Susana Rinaldi y Edgardo Form, entre otros, de los bloques Frente Progresista Popular y Nuevo Encuentro. A esta presentación se sumaron también las ONG Defensa de Usuarios y Consumidores (Deuco), Asociación de Defensa de Derechos de Usuarios y Consumidores (ADDUC), Asociación Coordinadora de Usuarios Consumidores y Contribuyentes (ACUCC), además del ex legislador Eduardo Epszteyn, actual auditor general de la Ciudad.

En la presentación, demandaron tanto al Gobierno de la Ciudad “como titular, prestador, concedente y responsable del servicio de subtes” y a la concesionaria Metrovías a que dejen sin efecto el incremento de la tarifa y mantengan el precio del boleto en 1,10 pesos “hasta la existencia y/u ocurrencia de los recaudos legales que habiliten y faculten la pretendida modificación tarifaria del servicio público”.

Por su parte, la ONG “Ciudadanos Libres” presentó otro amparo, que recayó en el juez en lo contencioso administrativo y tributario porteño Fernando Enrique Juan Lima. Como el amparo que efectuó esta entidad fue el primero del día, puede tomar por conexidad las otras presentaciones judiciales realizadas en torno al aumento.

Los usuarios buscaron amortiguar el impacto de la suba, de un 127,5 por ciento, haciendo largas filas el jueves en las boleterías para comprar los boletos Subtepass y cargar las tarjetas SUBE o Monedero, ya que tienen por una semana más la vieja tarifa de 1,10.

Con este panorama, el Gobierno porteño señaló que asume “el costo político de blanquear una situación que estaba tapada”, en una forma de justificar el incremento en el boleto.

La polémica en la forma en que se dispuso el aumento tuvo otro capítulo, ya que el aumento comenzaba a regir en la práctica a partir de las 5, con la apertura de las estaciones, pero el Ejecutivo porteño lo publicó en el Boletín Oficial después de las 15. Los responsables de la publicación explicaron que la tardanza se debió a una “falla en el sistema”. No obstante, hasta ese momento no fueron pocos los reclamos de legisladores de la oposición.

“Llamamos al Boletín Oficial de la ciudad y nos dicen que están atrasados hoy. Estarán esperando que Macri termine de jugar al fútbol?”, se preguntó, con ironía, el diputado porteño Aníbal Ibarra, haciendo alusión al partido de futsal que el jefe de Gobierno compartió con el gobernador bonaerense, Daniel Scioli.

La publicación retrasada del Boletín Oficial (se publica cada mañana), salió con el decreto del aumento y las firmas del jefe de Gobierno; el jefe de Gabinete, Horacio Rodríguez Larreta; el ministro de Hacienda, Néstor Grindetti; y su par de Desarrollo Urbano, Daniel Chaín.

En el artículo segundo de dicho decreto Macri hizo el llamado a la audiencia pública, dispuesto por ley y algo que la oposición reclamaba. Sin embargo, se aclaró que será “dentro de los veinte días siguientes a la finalización del plazo establecido en el convenido con la Nación”, por lo que se llevaría a cabo en abril próximo.

Varios legisladores señalaron que ese incremento era ilegal, ya que no se había convocado, como establece la ley porteña 210 para la modificación de tarifas de servicios públicos. Desde Bolívar 1, argumentan que se habían amparado en una audiencia realizada en 1999 para avalar la suba.

Además, en el decreto se informó que Subterráneos de Buenos Aires (SBASE) hizo “un análisis técnico de la situación tarifaria, en base a información preliminar suministrada por el Gobierno Nacional”, algo que también reclamaba la oposición. Para ese estudio se tomó en cuenta “la cantidad estimada de pasajeros, montos que actualmente abonan los usuarios y costos estimados del servicio”.

Con respecto a las cifras, en el decreto se hizo referencia a que “al dejar de pagar la Nación la totalidad del subsidio, la Ciudad debería afrontar un costo anual de más de pesos cuatrocientos millones ($400.000.000) durante el año en curso y más de pesos ochocientos millones ($800.000.000) en 2013, cuando quede totalmente eliminado el aporte de la Nación”.

Nota con despachos de agencias Télam y Noticias Argentinas

Hoy comienza a regir el aumento del 127 por ciento en los subtes y cada viaje cuesta 2,50 pesos. Pero quienes lo utilicen entre las 7 y las 10, y las 16 y las 19 viajarán gratis, no por disposición del Gobierno porteño, sino porque los delegados gremiales liberarán los molinetes, en repudio al incremento. Desde el plano político, legisladores de la oposición y asociaciones del consumidor presentarán en la Justicia recursos de amparo para frenar la actualización tarifaria.

Largas filas para cargar tarjetas o comprar boletos a precio anterior (Foto: La Razón)


Los dirigentes sindicales del subte liberarán molinetes en repudio al aumento determinado por el Gobierno porteño y anunciado el miércoles. Los delegados de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro enumeraron el cronograma y lugares donde se podrá viajar gratis: de 7 a 10 en las estaciones de Carabobo y Miserere (línea A); Los Incas y Lacroze (línea B); Constitución y Retiro (línea C); Congreso de Tucumán y Juramento (línea D); Bolívar y Plaza de los Virreyes (línea E) y Once (línea H).

Y de 16 a 19, en la vuelta a casa, la medida de fuerza regirá en las estaciones Plaza de Mayo y Perú (línea A); Alem y Florida (línea B); Retiro y Constitución (línea C); Catedral y Pueyrredón (línea D); Bolívar y Plaza de los Virreyes (línea E) y Once (línea H).

En marzo, o a más tardar en abril, Metrovías y el Gobierno porteño deberán afrontar las paritarias por aumentos salariales para los 4.600 trabajadores de subterráneos. Los delegados anunciaron que pretenden un incremento del 30 por ciento.

Con la decisión del Ejecutivo capitalino del incremento del boleto, no tardaron en llegar las críticas de los usuarios del subte, de las asociaciones de consumidores y dirigentes políticos de la oposición, que buscarán impedir que el aumento se concrete, a través de la vía judicial.

Un grupo de legisladores del Frente Progresista Popular y de Nuevo Encuentro (aliados del kirchnerismo, ya que no hubo presencia de diputados K puros) señalaron que el incremento es ilegal, ya que no se hizo una audiencia pública previa, como lo exige la ley porteña 210, y que es necesario el aval legislativo para la firma de convenios (como el realizado entre Nación y Ciudad) y anunciaron que realizarán acciones de amparo ante la Justicia. Del anuncio participaron los diputados Aníbal Ibarra, Delia Bisutti, como también el bloque Buenos Aires para Todos.

También el diputado porteño del Movimiento Socialista de los Trabajadores Alejandro Bodart y la dirigente Vilma Ripoll anunciaron que “presentarán mañana (por hoy) un amparo exigiendo la audiencia ante el fuero Contencioso Administrativo y Tributario de la Ciudad”.

Por su parte, el auditor de la Ciudad por el kirchnerismo, Eduardo Epszteyn, contó que su equipo legal asesorará a las asociaciones de consumidores para que presenten recursos de amparo.

El impacto de la suba es notorio ya que una persona que va y viene en subte todos los días al trabajo o lugar de estudio, gastaba actualmente 44 pesos mensuales (tomando 20 días al mes); con el aumento, gastará 100 pesos.

En menos de 48 horas el Gobierno porteño recibió de la Nación la administración del subte y anunció el aumento del 127 por ciento, debido al “severo atraso que acumula la tarifa”.

La última actualización tarifaria de este servicio fue en enero de 2009 cuando pasó de 0,70 a 0,90 centavos (un aumento del 51,7 por ciento), y un año después de 0,90 a 1,10 pesos, monto que los usuarios pagaron ayer por última vez.

Largas colas para cargar tarjetas y compar boletos

Los usuarios de los subterráneos porteños se aglutinaron ayer durante toda la jornada en las boleterías para anticiparse al aumento con la compra de pasajes y recarga de tarjetas. Sin embargo, la concesionaria Metrovías limitó la venta.

Horas después de conocido el incremento, la empresa que concesiona informó que quienes utilicen las tarjetas SUBE o Monedero tendrán, por una semana (hasta el 12 de enero inclusive), la tarifa de 1,10 pesos, lo que llevó a que los pasajeros hicieran largas colas. También corre la tarifa anterior para los boletos Subtepass adquiridos hasta ayer.

El valor del boleto del Premetro se mantiene en 0,75 centavos, pero combinado con el subte será de 2,50 pesos. Tampoco hay modificaciones en los pasajes bonificados para estudiantes y los viajes gratuitos para jubilados que usen el servicio entre las 10 y las 16.

La puerta a nuevos aumentos no quedó cerrada

Los ministros de Hacienda y Desarrollo Urbano de la Ciudad, Néstor Grindetti y Daniel Chain, respectivamente, no descartaron una nueva suba del valor del boleto.

“Si todo aumenta, también van a aumentar las tarifas. Si la inflación sigue, si las discusiones paritarias siguen, si todo sigue aumentando, si aumenta la gaseosa, el gas, la electricidad, el tomate, también va a aumentar la tarifa”, argumentó Grindetti.

El servicio “funciona como funciona porque no se hicieron todas las inversiones que estaban comprometidas en los últimos diez años, hasta por decreto del Poder Ejecutivo Nacional”, aseveró el titular de Hacienda en declaraciones radiales.

Por su parte, Chaín explicó que el servicio del subte “recauda 400 millones de pesos y gasta 1.100 millones de pesos” por año. Y agregó: “Los sueldos de los trabajadores se duplicaron en los últimos cinco años, de dos mil pesos a 4.600 pesos”. Asimismo dejó en claro que por el momento un nuevo incremento “no está definido, aunque dependerá de la inflación”.

Nota con despachos de agencias Télam y Noticias Argentinas

El boleto aumenta un 127 por ciento su valor. La Ciudad argumenta que la decisión es “necesaria para garantizar la prestación”. Polémica porque no se hizo el llamado a audiencia pública previa al incremento.

Desde mañana, de 1,10 habrá que pagár 2,50 por cada viaje que se haga en subte

Desde mañana, viajar en subte será más caro. El Gobierno porteño anunció ayer que desde el viernes el boleto costará 2,50 pesos, a raíz “del severo atraso que acumula la tarifa”, a tan sólo un día de iniciada la transferencia del servicio desde el Gobierno Nacional a la órbita de la Ciudad.

La empresa Subterráneos de Buenos Aires (SBASE) confirmó el aumento mediante un comunicado, que será del 127,2 por ciento en la tarifa, que hoy, por último día, será de 1,10 pesos. Metrovías, la concesionaria, ya fue informada sobre la nueva tarifa, que entrará en vigencia a partir de la hora cero del viernes.

“Mientras el boleto de subte aumentó un 57 por ciento entre el 2011 y el 2011, la nafta súper se encareció el 360 por ciento; la leche un 496 por ciento; y los salarios, según el Indec, el 398 por ciento”, detalló el comunicado.

Sobre el tema, el ministro de Hacienda porteño, Néstor Grindetti, señaló que “se trata de una decisión necesaria para garantizar la prestación del servicio”. Por día, viajan 1.200.000 personas, según informa SBASE.

El titular de SBASE, Juan Pablo Piccardo, expresó que “la falta de planificación y de inversiones, principalmente en los últimos diez años, generaron como resultado un servicio deficiente, con una red demasiado pequeña, coches de 100 años, líneas saturadas y ciudadanos que sufren a diario la precariedad del sistema”.

Por el momento, los boletos estudiantiles y los viajes gratuitos para jubilados de 10 a 16 no sufren cambios.

Con este panorama, podría no tratarse del único aumento en el año, ya que en marzo la Ciudad y Metrovías tendrán que negociar, en paritarias, un aumento salarial para los trabajadores del subte, que en principio los delegados señalaron que pretenden un incremento del 30 por ciento. Sin embargo, en 2013 el aumento parece inevitable, ya que el Estado nacional no aportará subsidios.

Críticas desde la oposición

A poco de anunciado el aumento, se conocieron críticas desde distintos sectores de la oposición.

Aníbal Ibarra, legislador y presidente del bloque Frente Progresista Popular, aseveró que “el Gobierno (porteño) desconoce la progresividad en el aumento y otra vez se muestra insensibe”, y agregó que “hay que alentar el uso del subte y no desalentarlo”.

Por su parte, el jefe del bloque kirchnerista en la Legislatura, Juan Cabandié, señaló vía red social Twitter: “El aumento del subte es un peaje para los laburantes, la colectora es llegar al trabajo caminando”. Pero marcó diferencias entre lo que representa un aumento de una quita de subsidios: “Los aumentos generalizados afectan a todos los sectores sociales (haciendo referencia al caso del subte), (y es) muy distinto a la quita de subsidios a sectores de mayores ingresos.

El legislador Fernando Sánchez, jefe del bloque de la Coalición Cívica en el Parlamento porteño, explicó vía Twitter: “Mauricio Macri debe dejar sin efecto el aumento de subtes. Debe hacer audiencia pública”. Añadió que “hay que tener un fondo permanente para la ampliación y mejora del subte”, y recordó que “hace años la Coalición Cívica presentó un proyecto de ley para financiar mejor el servicio”.

Aumento sin paso previo por audiencia pública

Cuando la Ciudad opta por llevar adelante un incremento de tarifas, por ley, debe llamar a una audiencia pública, más allá de que no es vinculante. Así sucede cuando se vienen aumentos en el precio de los taxis y los peajes. Sin embargo, en esta oportunidad, no se hizo la convocatoria.

Ante esta situación, el legislador de mandato cumplido Diego Kravetz, a través de su página de Facebook, explicó: “La ley 210 de la Ciudad establece que toda suba de tarifa tiene que tener previa audiencia pública. Sino se hace ésta, el aumento es ilegal. Por otra parte, para que entre en vigencia el convenio firmado entre Nación y Ciudad hace falta la ratificación de la Legislatura (artículo 80 inciso 8 de la Constitución porteña). En virtud de este convenio de traspaso de competencia del subte, que no está vigente, Macri aumenta la tarifa sin audiencia previa y obligatoria (artículo 13 ley 210). Se dice que hubo una cuando la Nación suscribió la concesión con Metrovías. La citada ley 210, habla de todos los aumentos que se hagan en adelante”.


Nota con despachos de agencias Télam y Noticias Argentinas

Nación y Ciudad firmaron el traspaso formal de los subtes a la órbita metropolitana. El Ejecutivo porteño podrá modificar la tarifa en forma unilateral. El convenio tiene que ser ratificado por la Legislatura.

Macri lee atento y los funcionarios de la Nación esperan el momento de la firma (Foto: GCBA)

El Gobierno Nacional y el de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires concretaron ayer, tras dos meses de negociaciones, el traspaso del servicio de subterráneos y Premetro a la órbita de la Capital. Horas después el Ejecutivo porteño reconoció que está estudiando un aumento de la tarifa y lo anunciaría la semana próxima, si bien aseguró que no será inmediato.

El acuerdo fue firmado en un acto muy breve en el salón Scalabrini Ortiz del Ministerio de Economía de la Nación y contó con las firmas del vicepresidente Amado Boudou y el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri. El trato entre los funcionarios fue muy correcto, más bien frío.

Además, por el lado de Casa Rosada, estuvieron presentes el ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, y el secretario de Transporte, Juan Pablo Schiavi; en tanto que por el lado de Bolívar 1 concurrieron los ministros de Hacienda y de Desarrollo Urbano, Néstror Grindetti y Daniel Chain, respectivamente.

En el convenio se acordó que cualquier aumento tarifario condiciona a una inversión en obras que deberán asumir ambas administraciones, y le otorga a la Ciudad la potestad de fijar el precio del boleto y compromete a la Nación a aportar el 50 por ciento de los subsidios, unos 360 millones de pesos, de lo que pagaba hasta el momento, aunque sólo por un año.

Luego del acto, los funcionarios de Casa Rosada dieron una escueta conferencia de prensa en el microcine del Palacio de Hacienda, en la que destacaron el hecho de que la firma del traspaso se haya efectuado en el plazo calculado por la Nación.

El vicepresidente expresó encontrarse “satisfecho” por el acuerdo, y manifestó: “en términos de federalismo, esta medida también va a mejorar la redistribución del ingreso, porque el Gobierno va a poder seguir destinando recursos para mejorar el acceso a los servicios públicos”.

Schiavi, después, destacó que “la potestad tarifaria se ha transferido” al Ejecutivo porteño, y si la Ciudad “generara un aumento de tarifas, el remanente de los fondos que aportan tanto la Ciudad como la Nación se invertirá en obras de infraestructura”. De Vido dio más detalles al hacer referencia de que “se trata de un fondo común de obras sobre un hipotético aumento de tarifas” y que “en el caso de registrarse variaciones (en el precio del boleto) se conforma en partes iguales, siempre como parte de los 360 millones de pesos cada uno”.

Por su parte, Macri afirmó, en bermudas, tras la inauguración de la temporada 2012 de “Buenos Aires Playa” en el Parque de los Niños, que su gobierno “no está en condiciones de anunciar nada” aún sobre el futuro del subte.

“Tenemos que estudiar bien el tema, terminar el traspaso y recién ahí decirles qué podemos hacer en mejoras del servicio o planes de inversión”, aseveró el jefe de Gobierno. Dijo también que tener la potestad tarifaria del servicio no le genera “un costo político”.

Con relación a un incremento del boleto, aseguró: “El tema tarifas lo estamos estudiando”,a aunque también dijo que “hay inflación de por medio y no más subsidios”, por lo que su gobierno buscará “cuál es la situación de equilibrio” para la implementación de un nuevo precio de pasaje.

El convenio establece que la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT) y Subterráneos de Buenos Aires (SBASE) tendrán un plazo de 90 días, desde ayer, para trabajar en conjunto y concretar el traspaso.

Los 360 millones de pesos que la Nación otorga como subsidios serán aportados en 12 cuotas mensuales y saldrán del Sistema Ferroviario Integrado (SIFER). Asimismo, continuará con las obras de extensión de la línea E y los trabajos de señalización de la A.

Más allá del acuerdo, hay un detalle no menor: la Legislatura porteña deberá ratificarlo cuando inicien las sesiones ordinarias en marzo. El ex legislador Diego Kravetz se lo hizo saber a Macri a través de una carta que presentó en Bolívar 1. “La vigencia del convenio que está por suscribir sólo será operativa cuando la Legislatura lo apruebe o rechace en los términos del artículo 80 inciso octavo” de la Constitución de la Ciudad. También le recordó que, ante una suba de tarifas requiere audiencia pública en los términos del artículo 13 de la ley 210”.

“Nos hemos puesto de acuerdo en 59 días en un tema que viene desde 1999”, resaltó Schiavi ante la prensa, a su vez que consideró que “la potestad tarifaria es una de las cosas más importantes que se transfirieron”. El funcionario nacional también evaluó que “la Ciudad va a poder administrar mucho mejor el subte que el Estado nacional”, ya que es un servicio local.


Nota con despacho de agencias Télam y Noticias Argentinas

El Gobierno porteño tendrá, a partir de hoy, el control formal de los subterráneos y el Premetro. El jefe de Gobierno, Mauricio Macri, ya anticipó que está “en estudio” la posibilidad de aumentar el precio del boleto.

Con el traspaso, la Ciudad podrá definir la tarifa del servicio

“A partir de mañana, con la firma del acta de traspaso, comienza el proceso de asunción por parte de la ciudad de la responsabilidad de administrar el subterráneo”, señaló ayer el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, en el Palacio de Gobierno.

Macri señaló que se “estudiarán” las tarifas, si bien dejó en claro que el precio “está congelado hace tiempo” en 1,10 pesos, y que los subsidios que asignaba la Nación se recortan a la mitad, como parte de lo que se negoció en la transferencia. Y no es un dato menor que, transcurrido el primer año Casa Rosada no otorgará subsidios a este transporte.

El convenio entre Nación y Ciudad estableció que la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT) y Subterráneos de Buenos Aires (SBASE) tendrán 90 días a partir de hoy para formalizar el traspaso. Se realizará un acto conjunto para la firma del acuerdo.

El mandatario porteño pidió “colaboración” y “buena fe” al Gobierno nacional para que sigan adelante las gestiones que definirán el pase de la administración de los subtes y el Premetro a la Ciudad. “Sin chicanas tendríamos que tener un ciento por ciento de éxito” para resolver los detalles del traspaso en los próximos 90 días, expresó Macri a la prensa.

El titular de SBASE, Juan Pablo Piccardo, en declaraciones a la agencia Noticias Argentinas, detalló: “Se avanzará en el traspaso técnico-administrativo. Son 18 años de concesión del Estado nacional, muchos papeles y contratos que leer y analizar". El funcionario también hizo referencia que sigue en vigencia el contrario suscripto en 1994 entre Metrovías y Casa Rosada durante la presidencia de Carlos Menem.

La concesionaria Metrovías no se manifestó en torno al traspaso, si bien Piccardo dijo que “están al tanto”, más allá de que no hubo “ningún contacto formal”.

Como temas centrales se analizarán los once puntos que la Ciudad planteó en la carta entregada al secretario de Transporte de la Nación, Juan Pablo Schiavi, como la confirmación de las obras “en ejecución e inversiones a realizar”, y la designación de un “cuerpo de auditores que emita un informe del estado de situación técnica del sistema vial y activos vinculados al contrato de concesión”.

Otro de los aspectos destacados son los subsidios: se definió que por un año Nación mantendrá el 50 por ciento de lo que se asignaba, es decir unos 360 millones de pesos, y transcurrido ese plazo, no se entregarán nuevos subsidios, por lo que la Ciudad no descarta que tenga que aumentar en el futuro el boleto para conseguir la otra parte necesaria para el funcionamiento del servicio.

Para fundación macrista, los usuarios pueden pagar $5,20

La Fundación Pensar, vinculada al PRO, aseguró en un informe en mayo pasado que el 89 por ciento de los usuarios frecuentes del subte podrían pagar un boleto sin subsidio, una tarifa de 5,20 pesos.

El informe ponía en foco el reparto de subsidios al transporte público e hizo referencia que, en el caso del subte por cada pasaje el Estado nacional pagaba a la concesionaria Metrovías 4,13 pesos para mantener el boleto en 1,10 pesos. De ahí los 5,20 pesos: de la suma de lo pagado por el Estado y el precio del boleto.

Asimismo, el informe señaló que en “los subtes, al igual que los trenes, el precio percibido por los operadores (el precio pagado por los usuarios sumado al subsidio) apenas alcanza para cubrir el costo operativo”.

La Fundación Pensar además aseveró: “Es razonable, entonces, que la calidad de los servicios se vea en constante deterioro, ya que mantenerla o mejorarla, implica volúmenes de inversión que las empresas no están dispuestas a asumir”.

En enero de 2008 pasó de 0,70 pesos a 0,90, y un año después de 0,90 al actual 1,10 pesos.

Los trabajadores del subte pedirán un 30% de aumento salarial

El secretario adjunto de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y el Premetro, Néstor Segovia, señaló: “Se veía venir, no había otra alternativa, no nos sorprende”, el traspaso de las líneas a la órbita porteña.

El gremialista expicó a la agencia Noticias Argentinas que en las próximas semanas irán al Ministerio de Trabajo para iniciar la discusión paritaria y pedirán un 30 por ciento de aumento salarial.

El salario mínimo de un trabajador del subte es de 4 mil pesos, luego de conseguir un aumento del 20 por ciento.

“Hoy en día un aumento de 100 pesos no sirve. Por eso queremos una discusión seria”, aseveró, y aclaró que no están “en una actitud de conflicto” porque “es una nueva etapa y da tranquilidad a los trabajadores”, dijo.

Asimismo, Segovia se manifestó “en contra de todo aumento que le toque el bolsillo a la gente” y dijo que prefiere que “primero se le dé la comodidad a los pasajeros y tengan mejor frecuencia, o que los trenes no estén rotos”.


Nota con despachos de agencias Télam y Noticias Argentinas
Casi 100 personas resultaron heridas o con lesiones por quemaduras de pirotecnia o corchazos en los ojos, informaron las autoridades de los hospitales porteños.

El hospital Santa Lucía, centro de referencia de heridos por pirotecnia y corchazos


En la Ciudad de Buenos Aires tuvieron que ser atendidas 97 personas por lesiones por pirotecnia o por corchos, y fueron atendidos principalmente en los hospitales oftalmológicos Santa Lucía y Pedro Lagleyze, y el hospital de Quemados.

En el hospital Santa Lucía se atendieron 41 lesionados, de los cuales seis tuvieron que ser operados, y cinco de ellos con posibilidad de discapacidad visual. Se trata de tres menores, de tres, siete y catorce años. Sobre el total de las consultas, el 50 por ciento correspondió a chicos, según informó a la agencia de noticias Télam el jefe de guardia, Fernando Pellegrino.

Asimismo el médico resaltó que “sumando la cantidad de casos quirúrgicos de Navidad y Año Nuevo tenemos 20, lo que representa el peor año desde 1999”.

En el Pedro Lagleyze se registraron 25 casos, de los cuales dos de los casos graves corresponden a chicos de 10 y 12 años, en tanto que del resto, el 40 por ciento fueron menores de 14 años. El jefe de guardia de este centro de salud oftalmológico señaló que, si bien la cifra de atendidos no es alarmantes, cuatro pacientes presentan lesiones de pronóstico negativo.

Por su parte, en el hospital de Quemados hubo más casos que en relación a 2011, pero la gravedad de las heridas fue menor. Sólo quedó internado un bebé de un año que sufrió quemaduras en el 6 por ciento de su cuerpo estando en brazos de su mamá, contó la jefa de guardia, Miriam Miño. “El bebé permanece en observación por su corta edad pero se encuentra bien. Fue blanco de una pirotecnia perdida que impactó en sus genitales”, detalló.

Entre otros afectados hubo “un adulto que sufrió un traumatismo importante en una mano, que deberá regresar mañana al hospital”, y una joven que “resultó impactada en una pierna por una pirotecnia denominada torta, durante los festejos realizados en un club”.

En los festejos de Navidad, en estos centros se salud, fueron atendidas más de un centenar de heridos.

Nota con despacho de agencia Télam